Mandela, 'Montesa' y la Virgen del Mayor Dolor entran en un callejero que deberá ser más accesible


Mandela, 'Montesa' y la Virgen del Mayor Dolor entran en un callejero que deberá ser más accesible

- El Pleno aprueba por unanimidad la nueva denominación de tres espacios públicos y la Ordenanza para la accesibilidad y eliminación de barreras arquitectónicas, urbanísticas, del transporte y la comunicación

- La Ciudad deberá promover "la utilización de ayudas técnicas que contribuyan a mejorar la calidad de vida de las personas”

Nelson Mandela, bautizando la plaza que está en el corazón de la Manzana del Revellín; el Regimiento Montesa y Nuestra Señora del Mayor Dolor forman parte desde este jueves oficialmente del callejero de Ceuta después de que el Pleno de la Asamblea haya dado su visto bueno, sin debate, a la propuesta que en ese sentido ha elevado a la Cámara la consejera de Educación, Cultura y Mujer, Mabel Deu.

Los tres nombres entran en un callejero que, además, deberá ser, físicamente, cada vez más accesible. Así tendrá que suceder cuando entre en vigor la Ordenanza para la accesibilidad y eliminación de barreras arquitectónicas, urbanísticas, del transporte y la comunicación, que ahora entra en una fase de información pública de un mes.

La Ordenanza tiene por objeto “establecer las normas y criterios básicos destinados a garantizar la accesibilidad del entorno urbano, de los espacios públicos, de los edificios, de los medios de transporte y de los sistemas de comunicación para su uso y disfrute por todas las personas y en especial a las afectadas por cualquier tipo de discapacidad orgánica u otra limitación psíquica o sensorial de carácter temporal o permanente”.

En ella se establece establece que la Ciudad “promoverá la adopción de las medidas de acción positiva necesarias para la efectiva aplicación de la Ordenanza, así como en su caso la utilización de ayudas técnicas que contribuyan a mejorar la calidad de vida de las personas”. El artículo exige que las obras de adaptación de los espacios urbanos existentes “se realizarán de forma gradual, estableciendo los Planes de Actuación necesarios que indiquen los espacios susceptibles de adaptación, que señalen los que deben ser adaptados con prioridad, las fases de ejecución y las previsiones económicas, a cuyo fin deberán incluir en sus presupuestos las partidas necesarias  para viabilizar los citados Planes”.

El periodo de información pública comenzará al día siguiente a la publicación del texto de la Ordenanza en el Boletín Oficial de la Ciudad (BOCCE) y se extenderá por un periodo de 30 días durante los que habrá de darse audiencia a los interesados para la presentación de sugerencias y reclamaciones. Si no se presentaran alegaciones, el texto se entenderá aprobado de manera definitiva.

Sobre las modificaciones introducidas, han sido estudiadas, debatidas y consensuadas por los miembros de la Comisión. Entre ellas, figuran, por ejemplo, la inclusión en el artículo 5, referido a la adaptación de espacios urbanos, de los plazos en que esos espacios tendrán que ser adaptados; y modificaciones relativas a adaptar el texto anterior a la normativa vigente.

La consejera de Fomento, Susana Román, ha puesto de relieve el grado de consenso alcanzado en la Comisión y, en esa línea, ha tenido palabras de reconocimiento para el "estupendo" trabajo de los técnicos y los afectados. El primer grupo de la oposición en la Asamblea, la coalición Caballas, ha instado al Ejecutivo ceutí a no dormirse en los laureles y a poner en marcha la Ordenanza cuanto antes.