CASO SOULÉ

El MDyC insta al Presidente de la FFCE a dimitir de su cargo

El MDyC insta al Presidente de la FFCE a dimitir de su cargo
Antonio García Gaona, presidente del FFCE
Antonio García Gaona, presidente del FFCE  

MDyC exige la dimisión inmediata de Antonio García Gaona al frente de la FFCE al entender que el inicio de los trámitespara su destitución del Consejo Superior de Deporters (CSD) unido a las dudas en torno a su gestión y favores del Gobierno de Vivas son suficiente motivo para ello.

Desde el Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía (MDyC) exigen la dimisión de Antonio García Gaona, como presidente de la Federación de Fútbol de Ceuta (FFCE) por lo que ocnsideran irregularidades en cuanto a la subvención que recibe " y que supone la nada despreciable cantidad de más de 600.000 euros en este ejercicio económico" pero no directamente por el Caso Soule que llevó a prisión al presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, sino por un caso que ya denunció MDyC: "que se hayan ido concediendo subvenciones a esta entidad desde el año 2015 pese a no haber abonado el importe debido por el ICIO, impuesto sobre las construcciones que debió hacerse efectivo a primeros de 2015 pero que ha estado en el “congelador” del Desgobierno del Sr. Vivas hasta que hace apenas un mes y después de estar fiscalizando diversas deudas con la administración, encontrábamos esta “morosidad” de la FFCE".

"En relación a este asunto estamos aún pendientes del pronunciamiento del ICD y del Sr. Interventor accidental del Ayuntamiento para estudiar futuras acciones", recuerdan, añadiendo que, ahora además, la información aparecida en los medios de comunicación en relación a que el Consejo Superior de Deportes haya iniciado los tramites ante el Tribunal Administrativo del Deporte para que se suspendan cautelarmente a 5 presidentes de Federaciones Terrirtoriales de Fútbol, entre los que se encuentran Antonio García Gaona por su presunta implicación en el denominado caso Soule, "es la gota que colma el vaso para pedir al Sr. Gaona, si realmente mira por el interés superior de todos los clubes deportivos de Ceuta y para evitar que su nombre se vea manchado, apartarse del cargo en tanto en cuanto no se esclarezcan los hechos, antes de que sea obligado a hacerlo. Sin olvidar que el Desgobierno Vivas debería pronunciarse al respecto por un lado y pedir al Sr. Gaona que desvincule, aunque sea temporalmente, su nombre de la Federación de Fútbol de Ceuta".

Desde MDyC recuerdan que el juez Pedraz en el auto de prisión que dictó en su día en relación a varias personas en la “operación Soule”, entre ellas el presidente de la Federación española de fútbol, el señor Villar, ya decía que “en el ámbito de la Real Federación Española de Futbol (RFEF), Federaciones Territoriales y organismos vinculados a ellos como la Fundación y la MUPRESFE, presumiblemente con conocimiento y consentimiento de los principales dirigentes de esos organismos y con la voluntad de  enriquecerse y /o favorecer el enriquecimiento de terceros a costa del patrimonio de dichas asociaciones, Ángel María Villar Llona, presidente de la RFEF, creó un entramado que ha permitido la desviación de fondos (tanto públicos como privados) de dichas asociaciones a sociedades vinculadas, estableciendo asimismo un clientelismo tanto en la contratación del personal, que recae  fundamentalmente en familiares, como en la presunta adjudicación arbitraria de contratos de suministro y prestación de servicios a empresas vinculadas, bien directamente o bien a través de familiares, y mediante la obtención de determinadas contraprestaciones por dichas adjudicaciones, con incumplimiento de sus obligaciones como responsables de los fondos federativos y aprovechándose de los puestos que ostentan.”

"Desde el MDyC consideramos que la ética en relación a la imagen de cualquier persona que se coloca al frente de cualquier entidad, especialmente las que se nutren y alimentan de fondos públicos, debe hacer que la entidad representada quede alejada de cualquier sospecha, debiendo por tanto presentar su dimisión si como decía el Sr. García Gaona, son “cuestiones personales” por las que se le investiga".