Ausentes de Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla se unen para pedir tarifas especiales en los vuelos


Ausentes de Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla se unen para pedir tarifas especiales en los vuelos

- Más de 27.000 personas se suman a la campaña de change.org para pedir descuentos para viajar a sus lugares de origen

- “Los canarios, baleares, ceutíes y melillenses que residimos en la Península perdemos el derecho a los descuentos en los vuelos a nuestro lugar de origen”, lamenta la campaña de recogida de firmas

-  “Los peninsulares empadronados en mi lugar de origen, Tenerife, sí disfrutan de los descuentos para poder regresar a su tierra de vez en cuando”, compara el promotor de la iniciativa

“Los canarios, baleares, ceutíes y melillenses que residimos en la Península y que, evidentemente, nos empadronamos en nuestro lugar de residencia, perdemos el derecho a los descuentos en los vuelos a nuestro lugar de origen. Es como si al dejar de ser residentes, también dejáramos de ser de nuestra tierra. Como si dejáramos a nuestras familias y amigos de lado. Como si tuviéramos que dejar de sentir por decreto la necesidad de regresar a casa por Navidad, a una boda, a cualquier evento familiar o incluso a un entierro”. Con este lamento justificado explica el promotor de la iniciativa los motivos de la recogida de firmas en la plataforma Change.org para reclamar descuentos a los ‘ausentes’ de zonas peninsulares cuando viajan a sus lugares de origen. Una campaña a la que se han sumado ya más de 27.000 ‘ausentes’ que han estampado su firma para pedir cambios en las políticas tarifarias.

“Es injusto que españoles que viven en España lleven años sin pasar la Navidad en familia, que haya nietos que casi no conozcan a sus abuelos, que muchísimas personas no hayan podido acudir a despedir a sus seres queridos fallecidos… por culpa de los altos precios que ofrece el único medio de transporte del que disponen”, apunta el promotor de la iniciativa, tinerfeño residente en la capital: “Yo, como tinerfeño residente en Madrid y padre de tres hijos, para poder viajar a las Islas Canarias con mi familia en fechas significativas o por motivos familiares o personales, tendría que desembolsar entre 1.000 y 1.500 euros tan solo en billetes de avión. Ninguna economía media puede soportar tal coste”.

Agravio logístico y económico

Tarifas que suponen un “terrible agravio comparativo entre nosotros y el resto de ciudadanos españoles” que residen en otras provincias diferentes a las de su origen dentro de la Península. “Es un agravio logístico y económico: ellos pueden elegir entre tren, autobús, coche o avión y al precio que más se adapte a sus necesidades”. En cambio, para un ‘ausente’ “es como si, en lugar de haber cambiado de provincia o comunidad autónoma dentro del territorio nacional, nos hubiésemos ido a vivir a un lejano país”.

Y no es el único agravio comparativo: “Los peninsulares empadronados en mi lugar de origen, Tenerife, sí disfrutan de los descuentos para poder regresar a su tierra de vez en cuando. Me alegro por ellos porque es lo lógico, pero la lógica se pierde a la inversa. Poca gente lo sabe, pero el descuento de residente, como su propio nombre indica, no se aplica por haber nacido en Canarias, sino por residir allí”. Más aún: “Incluso los ciudadanos de otros países europeos que residen en España, islas incluidas, encuentran más barato viajar a su lugar de origen que a mí volar desde Madrid a Canarias…¡porque es más barato volar desde la Península a casi cualquier destino europeo que a Canarias!”

Una solución que, son conscientes, no es sencilla: “No sé si la solución está en que la Unión Europea regule de manera más justa la normativa que se aplica a las RUP (Regiones Ultra Periféricas), o bien pasa porque el Gobierno de España aplique leyes y normas que regulen precios más asequibles, o si la figura de "residente" debería convertirse en "nacido en", baraja el tinerfeño promotor de la recogida de apoyos. Pero lo que así tiene claro es lo que piden: “Lo que le pedimos a las Instituciones Europeas, al Gobierno de España, al Gobierno de Canarias, al Govern de les Illes Balears y a los Gobiernos de las Ciudades Autónomas de Ceuta y Melilla es que tomen las medidas políticas necesarias para garantizar la fijación de precios máximos asequibles o descuentos. Pedimos que se estudie la posibilidad de crear puentes aéreos o nuevas rutas, para que los no peninsulares residentes en la Península podamos volar a nuestras regiones de origen, dentro del territorio nacional, sin que suponga un inasumible impacto económico”