Asociaciones de padres se movilizan contra los recortes del Convenio MECyD-Ciudad


Asociaciones de padres se movilizan contra los recortes del Convenio MECyD-Ciudad

- Las AMPA del Lope de Vega y el Juan Carlos I advierten a Deu de que será "altamente dañino para el conjunto de la sociedad ceutí" mutilar las condiciones de trabajo de su personal

- Los representantes del colectivo de trabajadores y la Ciudad alcanzan un principio de acuerdo para que el grupo sólo vaya al paro en julio y agosto

Las Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) de los colegios Lope de Vega y Juan Carlos I han sido las primeras en pedir por escrito a la consejera de Educación, Mabel Deu, que no aplique los recortes previstos en las condiciones laborales del personal del Convenio que mantienen el Ministerio de Educación y la Ciudad Autónoma, que este año ha perdido 200.000 euros en la aportación prevista desde el Gobierno central.

Fuentes de la Federación de este tipo de entidades (FAMPA) han explicado a Ceutaldia.com que las familias del resto de centros están estudiando también adherirse a una misiva en la que los progenitores advierten a la consejera de que sacar de los colegios a estos trabajadores será "altamente dañino para el conjunto de la sociedad ceutí, puesto que se verán afectados todos los padres y madres de Ceuta y todos los niños y niñas de los colegios de la ciudad".

"Los colegios necesitan personal multidisciplinar debido a los cambios sociales, tecnológicos, etcétera, que en la sociedad actual se producen", alertan las AMPA, que subrayan que "este personal lleva más de una década desarrollando una labor que nos resulta imprescindible, no siendo lógico ni razonable privar a nuestros hijos y a nosotros mismos como padres y madres de los beneficiarios que el desempeño de su labor nos reporta".

A juicio de estas asociaciones, "las diferentes tareas que estos trabajadores ofrecen a la comunidad escolar enriquecen la oferta educativa de la enseñanza pública". Además, lamentan que "los padres y madres trabajadores veremos mermadas nuestras posibilidades de atención para sus hijos en el mes de julio, al afectar su decisión unilateral al desarrollo de la Escuela de Verano".

Mantener al personal del Convenio trabajando en julio es, hasta ahora, una opción que no se contempla. Aún así, los representantes de los trabajadores y el Ejecutivo local han llegado a un principio de acuerdo pendiente de ratificar por el Comité de Empresa y la asamblea convocada para el próximo lunes a las 18.00 horas en el Edificio sindical que prevé acomodar su futuro al mejor de los peores escenarios contemplados.

Finalmente, después de que Recursos Humanos plantease dejar a los trabajadores en sus trabajos solamente durante los periodos con actividad lectiva en las aulas, las dos partes han pactado transformar sus contratos actuales en fijos-discontinuos y que solamente queden en el desempleo en julio y agosto para, así, no destruir ningún empleo.