UN "CALVARIO" COTIDIANO

El CEIP Príncipe Felipe exige a la Delegación "soluciones" para el "infierno" que sufre a diario

El CEIP Príncipe Felipe exige a la Delegación "soluciones" para el "infierno" que sufre a diario
Imagen de la concentración de este lunes ante el CEIP Príncipe Felipe.
Imagen de la concentración de este lunes ante el CEIP Príncipe Felipe.  

La comunidad educativa del CEIP Príncipe Felipe se ha echado a la calle este lunes a primera hora de la mañana y ha retrasado 60 minutos el inicio de la actividad lectiva en el colegio para, con el apoyo de la Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (FAMPA), la Junta de Personal Docente y otras entidades como Caballas, denunciar el "calvario" que soportan a diario familias, alumnado y Claustro, y exigir "soluciones" a la Delegación del Gobierno.

Un grupo de padres y madres y decenas de estudiantes se han concentrado sobre la carretera que pasa ante las puertas del centro para reprochar al titular de la institución de la Plaza de los Reyes sus "mentiras" y afearle que diga que la situación en el entorno fronterizo no es "caótica". "Esto es un infierno y él tendría que vivirlo para saberlo", ha subrayado la presidenta de la AMPA del centro, Nayat Abderrahaman.

"Exigimos a la Delegación y a la Ciudad soluciones a los continuos problemas que genera el tránsito de coches y porteadores a pie que colapsa aceras, carriles, entradas... Ya nos han mentido muchas veces porque solo prometen y no cumplen", ha criticado Abderrahaman la actitud de los responsables institucionales, en quienes aprecia que no tomarán cartas en el asunto de verdad "hasta que no pse algo grave".

Representantes de la Dirección y el Claustro del colegio se han sumado discretamente a la movilización, en la que se ha reclamado el respeto al "derecho a la seguridad" del alumnado y a que el centro no sea "abandonado", queja que se hace extensiva a otros servicios públicos como el Centro de Salud del Tarajal.

El presidente de la FAMPA, Mustafa Mohamed, también ha denunciado que "si en vez de en el Príncipe este infierno lo estuviese pasando un colegio del centro seguro que ya se hubiesen tomado medidas eficaces para acabar con esta situación insoportable que tiene a los estudiantes sin poder hacer actividades extraescolares a riesgo que quedar atrapados en el caos del tráfico, como ha sucedido recientemente con un autocar durante tres horas, y a las familias y profesores hartos con toda la razón".

"El delegado tiene que arreglar este problema y, si no es capaz, dimitir, porque aquí no estamos hablando de grandes problemas macroeconómicos sino de niños que no pueden ir al colegio con normalidad", ha resumido Mohamed. En la movilización también han estado el presidente de la Junta de Personal Docente, Francisco Lobato (FeSP-UGT); su predecesor en ese cargo, Juan Luis Aróstegui (FECCOO); y el portavoz de Caballas en la Asamblea, Mohamed Ali.