PRÉSTAMO Y 'CHEQUES-LIBRO'

La Ciudad sienta las bases de la gratuidad "universal" de libros de texto desde Infantil hasta Secundaria

La Ciudad sienta las bases de la gratuidad "universal" de libros de texto desde Infantil hasta Secundaria
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

La Consejería de Educación del Gobierno de Ceuta que dirige Javier Celaya ha aprobado las bases de un nuevo Programa de Libros de Texto para “extender el ámbito de adquisición y reposición y procurar su gratuidad universal de forma progresiva en los niveles de Educación básica obligatoria y el segundo ciclo de Educación Infantil”. Según las bases del proyecto, a cuyo contenido ha tenido acceso Ceutaldia.com, la iniciativa incluirá tres sistemas distintos para procurar el objetivo perseguido.

Por un lado se hará uso de los textos existentes en el Banco de Libros actual que mantengan su vigencia de acuerdo con las decisiones pedagógicas de los órganos de coordinación didáctica de los centros y respetando la normativa que establece el currículo de Primaria, Secundaria y Bachillerato para el ámbito de gestión del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD).

En los casos en que los materiales depositados en el Banco de Libros “no sean suficientes para cubrir las necesidades de todo el alumnado”, los centros procederán a la adquisición de los restantes, previa transferencia de la Ciudad Autónoma, para que “a través de un sistema de préstamo, los estudiantes usen los textos durante el curso y los devuelvan después para su utilización por otros alumnos en los cursos siguientes.

Por último, se entregarán ‘cheques-libro’ a las familias de los alumnos con la finalidad de que éstas “los canjeen en la librería de su elección de entre aquellas adheridas al Programa por los libros cuya devolución no proceda por tratarse de material consumible por el uso en un solo curso”.

En Infantil, los alumnos que utilicen libros de texto recibirán un ‘cheque-libro’ de 95 euros que cubrirá el valor del método globalizado. Aquellos centros que en esta etapa no utilicen libros y opten por materiales curriculares de elaboración propia recibirán una subvención por alumno con una cuantía igual.  En los dos primeros cursos de Primaria, los alumnos de los centros que utilicen libros de texto recibirán un ‘cheque-libro’ por importe de 130 euros,que, si no alcanzase para cubrir los libros de texto y materiales didácticos necesarios para todas las áreas curriculares, priorizará “las áreas del bloque de asignaturas troncales”.

De 3º a 6º curso de Educación Primaria, los centros recibirán una cuantía destinada a que todo su alumnado matriculado cuente con los libros de texto necesarios en cada curso, teniendo en cuenta las existencias del Banco de Libros, realizando las adquisiciones precisas para garantizar “como mínimo” los de Ciencias de la Naturaleza, Ciencias Sociales, Lengua Castellana, Matemáticas y Primera Lengua Extranjera (Inglés).

En Secundaria los centros recibirán una cuantía “suficiente” para que los alumnos cuenten, al menos, con los libros de Ciencias de la Naturaleza, Ciencias Sociales, Lengua Castellana y Literatura, Matemáticas y Primera Lengua Extranjera (Inglés). En la primera convocatoria serán beneficiarios “exclusivamente los alumnos que lo resultaron en el año anterior a través del Programa de Reposición de Libros, tendiendo a la universalidad de forma paulatina en las sucesivas convocatorias”, según el protocolo establecido.

El proceso de implantación del Programa de Gratuidad de Libro será “paulatino” y se realizará al amparo del Convenio de Colaboración entre el MECD y la Administración autonómica “para el desarrollo de programas de interés mutuo centrados en acciones de compensación educativa y de formación de personas jóvenes y adultas desfavorecidas”.

 

Para todos salvo renuncia

El calendario se iniciará en el curso 2018-2019 aumentando la cobertura del sistema de reposición de libros existente hasta ahora, de forma que en cursos escolares sucesivos “se tenderá a incrementar la gratuidad universal”.

Los centros educativos públicos y privados concertados que deseen acogerse al Programa como centros colaboradores deberán firmar un documento de adhesión al mismo. Serán beneficiarios del Programa todos los alumnos matriculados en el segundo ciclo de Educación Infantil y en las etapas de Primaria y Secundaria “salvo que expresamente renuncien a su participación”, acto que solo será válido para el curso en el que se realice y que “no conllevará ningún otro tipo de consecuencia para cursos posteriores”.

Los beneficiarios quedarán obligados a “hacer un uso adecuado y cuidadoso de los libros” y, en los casos de préstamo, a “reintegrar los mismos al centro docente donde ha estado escolarizado al finalizar el curso escolar o en el momento de su baja del centro si se produce su traslado” y a “reponer el material extraviado o deteriorado de forma culpable o malintencionada”.