LEGISLACIÓN

La FAMPA pregunta al Ministerio si ofrecerá Religión Islámica en Secundaria el próximo curso

La FAMPA pregunta al Ministerio si ofrecerá Religión Islámica en Secundaria el próximo curso
Solo el alumnado de los colegios puede cursar Religión Islámica en los centros escolares ceutíes.
Solo el alumnado de los colegios puede cursar Religión Islámica en los centros escolares ceutíes.  

El presidente de la Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (FAMPA) de Ceuta, Mustafa Mohamed, ha pedido esta semana por escrito al director provincial del Ministerio de Educación, Javier Martínez, que informe sobre si la Administración tiene previsto ofertar la Religión Islámica en Educación Secundaria para el próximo curso 2019/2020" o que detalle, en caso contrario, "cuáles son las razones para privar de este derecho recogido en la Ley a un sector de la ciudadanía".

En su misiva, Mohamed recuerda a martínez que la Ley Orgánica 8/2013, de 9 de diciembre, para la mejora de la calidad educativa establece en sus artículos 24 y 25 "que los padres y madres o tutores legales de los alumnos y alumnas, tienen derecho a elegir entre las asignaturas de “Religión” o “Valores éticos” aquella que estimen más conveniente para la formación de sus hijos e hijas".

Sin embargo, "este mandato legal de obligado cumplimiento en nuestra ciudad se cumple sólo parcialmente, ya que solo aquellas familias de confesión católica, efectivamente tienen (y ejercen) su derecho a elegir la asignatura de “Religión católica”, que se imparte en todos los Institutos de Educación Secundaria y aquellos de Enseñanza Privada Concertada en los que se imparte Educación Secundaria".

Sin embargo, "aquellas familias que profesan la Religión Islámica (y que en la actualidad constituyen la mayoría de la población escolar en este tramo educativo), se ven privados de este derecho de manera tan incomprensible como inexplicada". Para la FAMPA "no existe ninguna razón que pueda justificar tan evidente discriminación y tan flagrante vulneración de derechos hacia un amplio sector de la ciudadanía ceutí".

Tanto con el PP como con el PSOE, los distintos titulares del Ministerio de Educación no han dejado de prometer casi cada año la extensión a Secundaria de la oferta de Religión Islámica al menos en Ceuta y Melilla, pero dicho compromiso nunca se ha hecho efectivo.

El mapa de relligión en colegios e IES

El alumnado caballa es, con mucha diferencia, el que más estudia materia confesional de alguno de los credos mayoritarios en los colegios. Según los anuarios estadísticos del Ministerio, solo un 9,3% de los estudiantes de Primaria no está matriculados en asignaturas de confesión alguna, porcentaje que se sitúa en el 33% de media nacional y que alcanza el 66,8% en Cataluña y el 56,6% en el País Vasco. En Melilla no cursa religión el 21%.

Entre los que sí la estudian, el 35,6% de los alumnos eligen la opción de Religión Católica y el 55,1% la Islámica. En la ciudad hermana estos porcentajes son del 22,9% y del 56,1%, respectivamente. Si el análisis se limita a los colegios públicos la tasa de alumnado que no cursa religión cae todavía más, hasta el 4,1%, y la de estudiantes de Islámica se eleva hasta el 72,1%. En los concertados un 74% estudia Religión Católica y el 26% restante no se matricula de materia confesional.

Por la situación descrita, el mapa de Secundaria es radicalmente distinto: mientras que en el conjunto del país es un 46,2% el porcentaje que no cursa religión, en Ceuta ese porcentaje se eleva hasta el 49,4%. Un 32,2% se decanta por Religión Católica (el 52,6% en toda España) y un 18,4% por Historia y Cultura de las Religiones, opción que en ninguna otra región llega siquiera al 2%.