El Ministerio elevará a 22 clases semanales la carga lectiva de los profesores ceutíes de Secundaria


El Ministerio elevará a 22 clases semanales la carga lectiva de los profesores ceutíes de Secundaria

- La Administración exigirá que todos los periodos lectivos duren 55 minutos y que los docentes realicen 20 horas de docencia efectiva en las aulas

- La Junta de Personal augura que se producirá "una flagrante injusticia que, además, obviamente, repercutirá muy negativamente en la calidad de la enseñanza"

- "Más recortes disimulados con ampliación de horario y menos calidad para el alumnado ceutí, cada vez más distante de los parámetros de calidad que disfrutan en el resto del territorio español”, analizan los sindicatos

El Ministerio de Educación que dirige José Ignacio Wert, que este jueves visita por primera vez Ceuta, quiere que los profesores de Enseñanza Secundaria Obligatoria (ESO) de su territorio de gestión, las dos ciudades autónomas, trabajen más a partir del próximo curso. Más que durante el año académico que está expirando y más que sus homólogos del resto de España.

La Administración prevé aplicar desde este verano un desarrollo normativo del 'Decretazo' de 2012 que iguale la duración de las clases en todos los institutos en 55 minutos (desde 1994 la normativa establece que deben ser de "al menos 50" con como mínimo 5 de descanso entre una y otra) y obligar a los docentes a realizar 20 horas efectivas de docencia en clase por semana, esto es, 22 periodos lectivos.

“El Ministerio planea una nueva agresión contra el profesorado de Ceuta haciendo una interpretación torticera e ilegal de las nomas vigentes para ampliar el horario lectivo del profesorado de Secundaria que quedaría elevado, en la práctica, a 22 periodos lectivos semanales en lugar de los 20 actuales”, han resumido su lectura de los hechos a Ceutaldia.com fuentes de la Junta de Personal Docente No Universitario.

Hace tres años, en 2011, los profesores de Secundaria impartían 18 clases por semana y, en algunos casos, 17. Si prosperan las intenciones del Ministerio, a partir del próximo curso deberán dar 22, casi un 30% más.

El Real Decreto-ley 14/2012 de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo estableció que “la parte lectiva de la jornada semanal del personal docente” en centros públicos y privados sostenidos con fondos públicos sería, “como mínimo, de 25 horas en Educación Infantil y Primaria y de 20 horas en las restantes enseñanzas, sin perjuicio de las situaciones de reducción de jornada contempladas en la normativa vigente”.

“En todo el país se imparten en la actualidad 20 clases semanales y en caso de materializarse este nuevo ataque se produciría una flagrante injusticia que, además, obviamente, repercute muy negativamente en la calidad de la enseñanza, cada vez más mermada como consecuencia de esta mezquina política”, opinan los sindicatos.

Para la Junta “esta es la respuesta del Ministerio a las demandas de ampliación de plantilla para hacer frente a las demandas educativas de la ciudad autónoma: más recortes disimulados con ampliación de horario, y menos calidad para el alumnado ceutí, cada vez más distante de los parámetros de calidad que disfrutan en el resto del territorio español”.