LICITACIÓN

Sacan a concurso la explotación de la cafetería-comedor del Campus

Sacan a concurso la explotación de la cafetería-comedor del Campus
Imagen de un comedor de la UGR.
Imagen de un comedor de la UGR.  

La Universidad de Granada (UGR) mantendrá abierto hasta el 3 de septiembre el plazo de presentación de ofertas para hacerse por procedimiento restringido con la explotación durante dos años (más tres posibles prórrogas anuales) del servicio de bar-cafetería y comedor del Campus Universitario de Ceuta, actualmente cerrado, "con unos precios y servicios ajustados a la comunidad universitaria".

Después de una etapa en la que el espacio dio cabida a todo tipo de actividades y eventos, los pliegos establecen que "podrán utilizar el servicio de bar-cafetería los estudiantes, familiares, amigos, empleados de la Universidad y personas que les acompañen, así como personas que trabajen en otros organismos públicos del Edificio, sin que en este caso puedan hacer uso del comedor universitario a los precios reducidos de los miembros de la Comunidad Universitaria, y reservándose la Dirección del Servicio junto con el adjudicatario el derecho de admisión, particularmente personas que no tengan relación alguna con las citadas".

El adjudicatario deberá comprometerse a mantener abierto el servicio de bar-cafetería durante todo el curso académico de lunes a viernes de 7:00 a 21:00 horas y los fines de semana si estima que hay demanda. "Excepcionalmente" los sábados cuando haya programadas cualquier tipo de actividad (docente, de investigación,
congresos, celebración de pruebas, uso de aulas, etc.) estará forzado a abrir de 8.00 a 15.00 horas.

En el comedor deberán ofertarse menús saludables (la oferta de fritos limitada a un máximo de cuatro veces por semana, por ejemplo). El precio máximo de la oferta será de 5,50 euros en el menú para consumir en el comedor y 6,50 para llevar.

Para la adjudicación se tendrá en cuenta el canon ofertado (hasta 3.300 euros anuales) pero también la plantilla de personal que se comprometa cada licitador a mantener, la calidad nutricional de la oferta, los precios de la misma, ampliaciones de la oferta, aportación de menús para colectivos especiales, inversiones...