26M

VOX quiere resucitar la fallida apuesta por la acuicultura y apuesta por una Ceuta sostenible y ‘smart’

VOX quiere resucitar la fallida apuesta por la acuicultura y apuesta por una Ceuta sostenible y ‘smart’
Francisco José Ruíz, de VOX, en la Marina.
Francisco José Ruíz, de VOX, en la Marina.  

La candidatura de VOX en Ceuta a la Presidencia de la Ciudad Autónoma de Ceuta quiere una Ceuta sostenible e inteligente mediante la potenciación del uso de las nuevas tecnologías, aunque no dicen exactamente cómo lo harían sí fijan los objetivos generales que quieren conseguir en materia medioambiental y de nuevas tecnologías. Así lo han anunciado este sábado mediante un comunicado de prensa. Siguen sin convocar a los medios y evitando así toda pregunta de los periodistas. En concreto, VOX establece en su programa “la implantación del sistema de acuicultura con producción sostenible y ecológica de pescado y marisco, así como potenciar la implantación de empresas conserveras”.

La Ciudad Autónoma, mediante procesa, y con inversión extranjera, concretamente japonesa, ya apostó en el pasado por la acuicultura con una planta en la zona del Tarajal. La cosa no salió bien y la empresa acabó liquidándose por la muerte masiva de los alevines con enormes pérdidas para las arcas públicas y también para los inversores privados. Si VOX tiene la clave para que el negocio funcione no lo explica en la nota y tampoco cabe la posibilidad de preguntarles.

Sucede algo parecido con las conserveras. En los últimos años diversas empresas de este sector instaladas en Marruecos han mostrado interés por implantarse en Ceuta, pero finalmente desecharon la idea por los obstáculos insalvables para su negocio que existen en la ciudad: de un lado, la trazabilidad, que les obligaría a comprar el pescado a mayor precio que en Marruecos, a través de la lonja. Y de otro, las dificultades para la exportación a la península al estar Ceuta fuera de la Unión Aduanera. Aunque las Regalas de Origen y las ayudas de Fondos Europeos podrían ayudar a salvar esos muros. Tampoco explica VOX si tiene fórmula mágica para salvar esos obstáculos.

En materia medioambiental, VOX Ceuta apuesta además por “la reforestación, explotación de la masa forestal y creación de empleo a través de la plantación masiva de alcornoques y vegetación autóctona, explotación sostenible de la masa forestal”. El alcornoque es una de las especies en decadencia en Ceuta, pero que en realidad pobló en el pasado de forma masiva el suelo verde de la Ciudad Autónoma.

VOX también quiere “respecto a la reserva marina, regenerar la flora y fauna de las costas marinas atrayendo turismo especializado”. De nuevo fija el objetivo la formación sin explicar cómo se lograría.

La formación también quiere “el fomento e intensificación de plantas de reciclaje en Ceuta y el soterramiento de contenedores de residuos urbanos”. El objetivo de VOX goza de toda la bondad de intenciones y vendría a solucionar graves y viejos problemas. De un lado, hoy por hoy existen serias dudas de que la separación de residuos en Ceuta está siendo efectiva por el destino final de esas basuras seleccionadas, como se ha denunciado, incluso desde los agentes políticos en varias ocasiones. El soterramiento de los contenedores estaba contemplado en el famoso contrato de basura que explotó Urbaser, que licitó el GIL y que el expresidente Sampietro señaló en su libro como parte del pago de la moción de censura que aupó a Juan Vivas a la presidencia. Esa parte del contrato nunca la llegó a cumplir Urbaser. En la ciudad hermana de Melilla sí están soterrados.

VOX Ceuta considera una “necesidad” mejorar la situación de la protectora de animales y quiere “dotar de mayores recursos y mejores instalaciones” a la organización sin ánimo de lucro. Además apuesta por “el desarrollo sostenible y la potenciación de la actividad cinegética como elemento fundamental para el equilibrio del entorno natural de Ceuta”. La caza ha sido uno de los elementos centrales de la formación de Abascal en España.

Smart City

VOX quiere una Ceuta inteligente “potenciando la interacción de las nuevas tecnologías con las infraestructuras y urbanismo de la ciudad. También dentro de este bloque de medidas, VOX Ceuta contempla la potenciación e implantación´de energías alternativas (energía solar, eólica, etc.) y el estudio de la viabilidad de una planta mareomotriz en Ceuta.