COMITÉ DE EMPRESA

Las Brigadas Verdes solicitan una cita con Vivas para pedirle dejar de depender de la FPAV

Las Brigadas Verdes solicitan una cita con Vivas para pedirle dejar de depender de la FPAV
Mohamed, junto a varios compañeros, este martes, ante el Registro del 'Ceuta Center'.
Mohamed, junto a varios compañeros, este martes, ante el Registro del 'Ceuta Center'.  
El Comité de Empresa que representa a la plantilla desea conocer de primera mano los planes del Ejecutivo local para un programa que se financia con 3,5 millones de euros públicos cada año pero cuyos trabajadores no reciben ropa y material de trabajo "desde hace dos". La gestión que hace la Federación de Vecinos, en el ojo de la polémica con decenas de miles de euros sin justificar, genera "inquietud" entre los empleados.

El presidente del Comité de Empresa de las Brigada Verdes, Mustafa Mohamed, ha solicitado formalmente este martes junto a varios compañeros a través del Registro de la Administración local una reunión al presidente de la Ciudad, Juan Vivas, para “trasladarle la inquietud que embarga a la plantilla ante las informaciones que se están sucediendo y que pueden poner en riesgo los puestos de trabajo”. Los trabajadores quieren saber de primera mano cuáles son los planes del Ejecutivo para ese programa y pedirle que deje de gestionar la Federación Provincial de Asociaciones de Vecinos (FPAV).

A tal efecto, en el transcurso de esa cita con Vivas se le entregarán al presidente de la Ciudad, que financia el proyecto con 3,5 millones de euros que gestiona la FPAV, las120 firmas recogidas en los últimos días “solicitando un cambio de modelo de gestión que desvincule a las Brigadas Verdes de la Federación Provincial de Asociaciones de Vecino, ya que a juicio de los trabajadores esta no garantiza su estabilidad”.

Al margen de las auditorías que han revelado la existencia de decenas de miles de euros de dudosa o imposible justificación, Mohamed ha ejemplificado el malestar de la plantilla en que "llevamos dos años sin recibir la ropa y el material para trabajar que prescribe el Convenio".

“Los problemas que se han ido conociendo son de tal envergadura y trascendencia que no se pueden solucionar con un simple cambio de gerente como, al parecer, pretende el Gobierno de la Ciudad”, ha advertido el presidente del Comité de Empresa.

El órgano de representación de la plantilla ha advertido que “no va a consentir” que “intereses ocultos o acciones indebidas por parte del Gobierno de la Ciudad o de la propia FPAV” puedan “desembocar en la pérdida del empleo de unos trabajadores que solo pretenden desarrollar su labor en condiciones de normalidad”.

La plantilla de las Brigadas Verdes está compuesta por algo más de 150 empleados “cuya única intención es cumplir correctamente con sus obligaciones laborales con la finalidad de contribuir a los objetivos que establece la propia Ciudad de la que dependen nuestras nóminas”. Desde su punto de vista, “lo que estamos leyendo en los medios y oyendo en los debates del Pleno pone en riesgo el modelo de convenio con la FPAV y, con ello, incluso la existencia de los puestos de trabajo”.