X CONGRESO REGIONAL

CCOO peleará por incluir en el Estatuto de los Trabajadores el pago universal del plus de residencia

CCOO peleará por incluir en el Estatuto de los Trabajadores el pago universal del plus de residencia
Juan Luis Aróstegui, reelegido secretario general de CCOO de Ceuta, junto a Emilio Postigo.
Juan Luis Aróstegui, reelegido secretario general de CCOO de Ceuta, junto a Emilio Postigo.  

Comisiones Obreras (CCOO) de Ceuta ha renovado esta semana en su X Congreso Regional su confianza en Juan Luis Aróstegui para seguir liderando el sindicato durante los próximos cuatro años, periodo en el que la central se propone emprender "una ofensiva orientada a la recuperación de derechos y a devolver la dignidad a los trabajadores, incluyendo el poder adquisitivo de los salarios". "El empleo de calidad, estable y con derechos es la prioridad hacia la que debemos orientar todos nuestros esfuerzos", resume la ponencia de Acción Sindical aprobada.

Uno de los objetivos prioritarios con más alcance social del sindicato a corto y medio plazo es "consolidar jurídicamente y garantizar la aplicación universal del plus de residencia en el sector privado", propósito que los de Aróstegui aspiran a incluir como apartado en la reforma del Estatuto de los Trabajadores, con rango de Ley orgánica, que todos los partidos políticos se han comprometido a abordar durante la presente legislatura.

En paralelo, CCOO se compromete a combatir activamente "la progresiva desaparición de los pluses de Residencia y vinculación a la bonificación de la cuotas a la Seguridad Social", que a su juicio "constituyen los elementos básicos del Régimen Económico y Fiscal (REF) especial de Ceuta que afectan a los trabajadores del sector privado".

CCOO quiere reforzar la unidad de acción con UGT, impulsar la movilización, mantener una actitud "permanentemente reivindicativa", recuperar la "actitud militante" y "superar la brecha generacional"

"Tenemos que situar como una prioridad que estos conceptos salariales, que tienen naturaleza compensatoria de los efectos de la singularidad de Ceuta, se incluyan en todos los Convenios Colectivos, tanto locales como de ámbito nacional", ha asumido como obligación el Congreso del sindicato, del que ha salido una Ejecutiva que, junto a Aróstegui como secretario general, integran José Antonio Saiz, Alejandro Parodi, Emilio José Postigo, José Manuel San Vicente, Charo Andreu, Mustafa Mohamed, Rocío Toledo, Yolanda Díaz, Lorena Díaz, Abdelatif Mohamed, José Antonio López, Alberto Barcina, Julio López, Fran Álvarez, Sadek Dris, Halil Mohamed, Manolo López y Ramón del Valle-Inclán.

ccoo bandera vertical 350Ellos han asumido la responsabilidad de liderar la necesidad de "buscar fórmulas que permitan organizar sindicalmente a los trabajadores transfronterizos", pues para CCOO "no tiene sentido un sindicalismo de clase que excluye de su radio de acción a un porcentaje elevadísimo de la población trabajadora que, es, además, el que peores condiciones de trabajo padece".

Lejos de la autocomplacencia, para Comisiones "no es aceptable el conformismo como vergonzante disfraz de la rendición", sino que "es preciso acometer una redefinición de nuestros objetivos estratégicos que nos permita adaptar nuestros principios esenciales a una nueva realidad claramente adversa". A tal efecto ve necesario "librar una batalla sin tregua para revertir el 'sentido común' hacia el principio de solidaridad universal, en defensa de los derechos humanos, en defensa de lo colectivo y de la cooperación como actitudes capaces de hacer un mundo más justo".

Reforzar la unidad de acción con UGT, impulsar la movilización, mantener una actitud "permanentemente reivindicativa", recuperar la "actitud militante" y "superar la brecha generacional" son otros de los raíles por los que quiere desarrollar CCOO de Ceuta su estrategia sindical.

En ese marco, el sindicato también ha asumido la obligación de sostener "una vigilancia activa del cumplimiento de normas y leyes por parte de los empresarios y la Administración". "Debemos mostrar diligentes, firmes y contundentes en el apoyo a los trabajadores agredidos y para ello, una vez agotada la obligatoria vía del diálogo previo", se ha obligado la central, "hemos de actuar con toda nuestra fuerza en cada uno de los conflictos laborales, individuales o colectivos, manejando con inteligencia  los instrumentos disponibles: presión social, medios de comunicación, movilizaciones, Inspección de Trabajo y Magistratura de lo Social.