"REPRESALIA"

CCOO presenta demanda de conflicto colectivo en Gerón tras un recorte de sueldos

CCOO presenta demanda de conflicto colectivo en Gerón tras un recorte de sueldos
Gerón gestiona la Residencia del Monte Hacho.
Gerón gestiona la Residencia del Monte Hacho.  

La plantilla acepta la aplicación del Convenio Nacional pero exige el pago del 25% de Plus de Residencia a una empresa "que sí se beneficia del Régimen Económico y Fiscal de Ceuta con un 50% de bonificación en las cuotas de la Seguridad Social y en el Impuesto de Sociedades".

Comisiones Obreras (CCOO) de Ceuta ha presentado demanda de conflicto colectivo contra la Fundación Gerón por haber reducido las retribuciones de la totalidad de los trabajadores de la plantilla con efectos desde el pasado 1 de enero. A juicio del sindicato "se trata de una decisión que contraviene claramente lo dispuesto en el Convenio Colectivo de ámbito nacional que dicen aplicar, ya que se deben respetar “obligatoriamente” las condiciones más ventajosas que vinieran disfrutando los trabajadores".

Desde el punto de vista de la central esta decisión "sólo se puede interpretar como una represalia de la empresa tras la sentencia de la Magistratura de lo Social que anuló el Convenio que hasta entonces se venía aplicando, y pretende disuadir a los trabajadores de mantener sus legítimas reivindicaciones".

La plantilla, apoyada por CCOO, acepta la aplicación del Convenio de ámbito Nacional pero exige a Gerón que respete el Plus de Residencia del 25% "teniendo en cuenta que la empresa sí se beneficia del Régimen Económico y Fiscal de Ceuta, que incluye un 50% de bonificación en las cuotas de la Seguridad Social y en el Impuesto de Sociedades".

Además de ello, el Convenio que mantiene con la Ciudad, de aproximadamente un millón de euros, permite a ojos de Comisiones "asumir con holgura esta más que justa reivindicación de la plantilla".

CCOO no desea "bajo ningún concepto" que esta discrepancia desemboque en un conflicto laboral, por lo que ha hecho un llamamiento a la empresa a "reconsiderar su postura" ya que "no parece razonable que pretendan aprovechar las ventajas de Ceuta y, al mismo tiempo, negárselas a los trabajadores".