CRISIS CATALANA

Unos 300 ceutíes salen a la calle con banderas nacionales para clamar por la unidad de España

Unos 300 ceutíes salen a la calle con banderas nacionales para clamar por la unidad de España
Imagen de la concentración.
Imagen de la concentración.  

Unos 300 ceutíes han salido a la calle este sábado para, con multitud de banderas nacionales, clamar por la unidad de España y la aplicación de toda la Constitución, artículo 155 de suspensión de la autonomía incluido, frente al desafío secesionista catalán.

Mientras que la llamada a vestirse de blanco para pedir "diálogo" solo había reunido, a mediodía, a una decena de caballas, por la tarde han sido aproximadamente tres centenares los que, en tono festivo, se han dado cita ante el Palacio autonómico.

Este lunes a partir de las 10.00 horas se celebrará en la Asamblea un Pleno extraordinario para debatir una propuesta del Grupo Parlamentario Popular que pretende que la Corporación dé su “apoyo y respaldo incondicional” a Policía y Guardia Civil “en su labor de defensa y protección de los derechos y libertades de todos los ciudadanos y, especialmente, desde la legalidad constitucional, de la soberanía nacional, el Estado de Derecho, la democracia y la convivencia entre los españoles”.

Igualmente aspira a que el Pleno “condene” el “acoso sistemático” al que sus miembros “están siendo sometidos mediante actos violentos, independientemente de la ideología en que se amparen, así como cualquier tipo de acción o declaración que justifique, ampare o minusvalore dichos actos, rechazando en consecuencia toda conducta antidemocrática que atente contra la convivencia en paz y libertad y que trate de socavar los fundamentos de nuestra democracia”.

Además, quiere que las instituciones españoles “utilicen con determinación y firmeza, así como desde la proporcionalidad y oportunidad, todos los mecanismos que, en defensa de la soberanía del pueblo español y del interés general de España, le atribuyen la Constitución y las leyes”. También a “actuar, con las herramientas del Estado de Derecho, contra las iniciativas que pretendan, desde la ilegalidad y contra la voluntad democrática del conjunto del pueblo español, conculcar nuestro marco constitucional y la unidad de España”.