Ali propone colocar un Monumento al Inmigrante como algo “positivo y enriquecedor” en Ceuta


Ali propone colocar un Monumento al Inmigrante como algo “positivo y enriquecedor” en Ceuta

- Se materializaría en una de las rotondas de la ciudad, según la propuesta que la coalición llevará este lunes al Pleno

- “Ceuta, por su situación geográfica y por su inevitable implicación en esta materia, es un testigo privilegiado de esta realidad y debe tener una posición clara y definida al respecto", opina Caballas

La coalición Caballas propondrá este lunes a la Cámara autonómica instituir un Monumento al Inmigrante que se materializaría en una estatua alusiva situada en una de las rotondas de la ciudad. La formación localista impulsa esta iniciativa con la convicción de que “la Asamblea de Ceuta debe manifestar categóricamente su apoyo, respeto y consideración a todas las personas que encuentran en la emigración una forma de labrarse una vida digna”.

La propuesta del segundo grupo de la oposición en la Asamblea, a cuyo contenido ha tenido acceso Ceutaldia.com, argumenta que “el fenómeno de la inmigración, consustancial con el ser humano, ha adquirido en este tiempo una especial relevancia” y lamenta que “el desarrollo económico y social en el mundo, cruelmente asimétrico, unido a los avances científicos y tecnológicos, ha favorecido un crecimiento exponencial de los movimientos migratorios al que nadie puede ser ajeno”.

En ese contexto, la coalición opina que “Ceuta, por su situación geográfica y por su inevitable implicación en esta materia, es un testigo privilegiado de esta realidad y debe tener una posición clara y definida al respecto”.

El portavoz parlamentario de Caballas, Mohamed Ali, cree que “el denominado mundo occidental, principal receptor de migrantes en la actualidad, no ha sido capaz aún de asimilar este fenómeno y nuestro modo de reaccionar evidencia una perplejidad y desubicación ideológica que impide una gestión adecuada del fenómeno”.

El partido aspira, con ese Monumento al Inmigrante, a “hacer visible en nuestro espacio público de convivencia, como testimonio permanente y como instrumento educativo” los valores de “quienes consideramos la inmigración como algo positivo y enriquecedor que se debe interpretar desde la solidaridad entre todos los seres humanos antes quienes la consideran un problema al que hay que poner freno y restringirlo por todos los medios”.

Caballas aprovechará la defensa de su moción de urgencia para volver a posicionarse en favor de una política de inmigración “escrupulosamente respetuosa con los derechos humanos, y en concordancia con el principio de solidaridad universal que debe informar la política en un mundo globalizado”.