Carracao apuesta por implantar conexiones aéreas con Gibraltar y el aeropuerto de Jerez


Carracao apuesta por implantar conexiones aéreas con Gibraltar y el aeropuerto de Jerez

- El socialista se ha reunido este lunes en Algeciras con el diputado socialista por Cádiz Francisco González Cabañas, que presentará tres preguntas por escrito al Gobierno de Rajoy sobre el transporte aéreo

- El ceutí destaca que la del helicóptero es una vía "que supera la dependencia del barco y las limitaciones climatológicas del mar"

El secretario general del PSOE de Ceuta, José Antonio Carracao, y el diputado socialista por Cádiz Francisco González Cabañas han ofrecido este lunes una rueda de prensa en Algeciras, donde se han reunido "para abordar el asunto del tráfico aéreo". Según los socialistas, tras el abandono del servicio de 'Ceutahelicopters' ahora mantener el helipuerto es "mantener un camino de llegada a las oportunidades", ya que "mejorar la conectividad de las ciudades, de una forma rápida y ágil, es apostar por su desarrollo y futuro".

Los socialistas ceutíes apuestan, han explicado en un comunicado, "por una nueva estrategia de conectividad". Esta estrategia no pasa sólo por "recuperar los servicios de transporte entre Algeciras, Ceuta y Málaga", sino también por "potenciar una infraestructura básica con nuevos usos y conexiones como por ejemplo con los aeropuertos de Jerez o Gibraltar", explica Carracao.

Por ello, desde el PSOE de la ciudad autónoma piden un Plan Urgente de Conectividad Aérea basado en que "Ceuta y Algeciras tienen un gran potencial como enclaves privilegiados que son". Para ello hace falta, según Carracao, "más determinación, trabajo e imaginación por parte de todos porque a veces no se trata sólo de ser destino, sino de saber ser paso, aprovechar todas las oportunidades, nuevos destinos y suprimir las tasas aéreas".

La preocupación del socialista ceutí es "compartida" por González Cabañas, quién ha señalado que esta conexión aérea es "un agujero negro del Ministerio de Fomento que no se puede tolerar", y ha recordado que, aunque la vía marítima "se encuentra vigente", el contrato de interés público no lo está porque "el Gobierno no ha sacado el concurso al preferir, dentro de su política ultra liberal, dejarlo en manos de la política de las propias compañías, lo que provoca desatención hacia el usuario y falta de garantías al ciudadano".

En esta línea, González Cabañas ha anunciado que registrará por escrito, en el Congreso de los Diputados, tres preguntas para conocer las causas de la suspensión del servicio, en qué condiciones se ha producido y en qué situación va a quedar el helipuerto de Algeciras, propiedad de AENA, una vez que la empresa inicie su proceso de privatización.

Por otra parte, Carracao ha recordado que el helipuerto "fue un esfuerzo de muchos, con un marcado sello socialista", en el que coinciden en el tiempo el alcalde de Algeciras del PSOE, Tomás Herrera; el diputado socialista Salvador de la Encina; el delegado del Gobierno, José Chacón; y el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, con "un Gobierno autonómico de convidado de piedra y unos parlamentarios del Partido Popular, poniendo piedras en el camino y atizando el discurso de asusta viejas; los mismos que ahora tienen responsabilidades, uno como alcalde de Algeciras y otro como delegado del Gobierno de Ceuta".

"El PP aún está por hacer algo"

Carracao ha subrayado "el camino andado" y el contexto actual porque considera que es "la mejor demostración, con hechos, de lo que significa que las responsabilidades las tengamos los socialistas o el PP; ya que a nosotros se nos puede recriminar que dejamos cosas por hacer, pero los populares aún están por hacer algo".

El helipuerto "es una infraestructura básica, fundamental, de interés estratégico; un magnífico enlace que da seguridad en la conexión de Ceuta con la península y que supera la dependencia del barco y las limitaciones climatológicas del mar", ha remarcado Carracao, quien ha aseverado que "con el PP, la ciudad está cada vez más aislada, ya que hemos perdido también el contrato de la línea marítima de interés público".

Carracao ha dicho que al principio apoyó al Gobierno ante "un abuso de las empresas". Ahora ha aclarado que opina que "echar la culpa a las empresas como única constante sólo es la demostración de la incapacidad de estos Gobiernos, de golpes de pecho pero de pocos palos al agua, para defender los intereses de los ciudadanos de ambos lados del Estrecho".