"RESPONSABILIDAD"

La Ciudad confía en Interior para garantizar una frontera "respetada y segura" con o sin concertinas

La Ciudad confía en Interior para garantizar una frontera "respetada y segura" con o sin concertinas
Trabajos de reparación de la valla en la zona de Sidi Ibrahim, en el perímetro fronterizo
Trabajos de reparación de la valla en la zona de Sidi Ibrahim, en el perímetro fronterizo  

El Gobierno de Ceuta que preside Juan Vivas ha defendido este jueves que las fronteras “tienen que ser seguras y respetadas”, sobre todo la de la ciudad autónoma, porque “si se produjera la situación de que todo inmigrante que llegara a la frontera pasara a territorio ceutí, cabe pensar que alcanzaríamos una situación tal que nuestra capacidad de acogida quedaría desbordada”.

“En esa situación la ciudad, con 20 kilómetros cuadrados de superficie y 85.000 habitantes censados, ni siquiera tendría capacidad para la atención temporal que existe en la actualidad porque no tenemos instalaciones suficientes”, han advertido fuentes del Ejecutivo autónomico en declaraciones a Europa Press después de que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, haya asegurado que hará “todo” para que los alambres con cuchillas (concertinas) instalados en los perímetros fronterizos de Ceuta y Melilla “puedan ser retirados.

El Gobierno de Ceuta ha rechazado entrar en “consideraciones o debates sobre las concertinas propiamente dichas” porque “eso corresponde a los profesionales”. A su juicio lo que debe haber es “elementos de protección y disuasorios, tanto personales como materiales, que garanticen que no pase quien no esté debidamente documentado y que la frontera no pueda ser tomada por asalto”.

El Ejecutivo autonómico estima que “si llegara a producirse la contingencia de vernos desbordados, los inmigrantes deberían tener facilidades de acceso a la península para alcanzar el destino que desean, que no es la ciudad autónoma”. “Toda Ceuta ni puede ni debe convertirse en un gran centro de estancia temporal de inmigrantes”, han resumido fuentes del Gobierno de Vivas, que está “convencido” de que el Ministerio del Interior “actuará de manera responsable”.