PROPUESTA DE CABALLAS

La Ciudad asume el reto de delimitar por escrito cómo responder a los hallazgos arqueológicos

La Ciudad asume el reto de delimitar por escrito cómo responder a los hallazgos arqueológicos
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

El Pleno de la Asamblea ha acordado este lunes a propuesta de Caballas la elaboración y aprobación de un Protocolo de Intervención Arqueológica que "establezca los criterios objetivos que se deben aplicar para proceder a la conservación de los restos arqueológicos hallados en la ciudad en sus diversas modalidades".

El consejero de Educación y Cultura, Javier Celaya, ha dado por hecho que todos los mecanismos de protección de cualquier vestigio de interés que se localice están garantizados pero no se ha cerrado a la posibilidad de mejorar o concretar por escrito este ámbito.

En la defensa de su iniciativa el portavoz localista, Mohamed Ali, ha destacado que "la riqueza arqueológica de nuestra Ciudad, fruto de nuestra privilegiada ubicación geográfica por la que han transitado durante más de dos mil años diversas culturas, constituye un valor de primera magnitud que tenemos la obligación de proteger y promocionar".

"En cualquier lugar puede aparecer un resto valioso y este hecho no sitúa, en muchas ocasiones, ante una difícil tesitura, y es hacer compatible la incuestionable obligación de rescatar y poner en valor todos aquellos restos que enriquezcan el patrimonio histórico de Ceuta; con la también indiscutible necesidad de promover el desarrollo urbano", ha razonado Caballas.

Aunque Celaya ya destacado que la Comisión de Patrimonio en general es acusadamente proteccionista, Ali ha hecho hincapié en que es tan necesario no "arrasar de manera irresponsable una parte de nuestra riqueza histórica" como "no paralizar o ralentizar sine die la construcción de viviendas, infraestructuras y equipamientos".

Entre esos dos intereses y para "apoyar" en su trabajo al arquitecto municipal se pretende "establecer con el suficiente rigor científico los criterios objetivos que permitan determinar, en cada ocasión, los hallazgos arqueológicos susceptibles de conservación y las diferentes modalidades de protección aplicables".