¿AUTONOMÍA O AYUNTAMIENTO?

MDyC insiste en pedir a Vivas que “cumpla la Ley” y “cese a los no electos”

MDyC insiste en pedir a Vivas que “cumpla la Ley” y “cese a los no electos”
Fátima Hamed durante un pasado Pleno
Fátima Hamed durante un pasado Pleno  

Para el Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía de Ceuta (MDyC) el anuncio del presidente de la Ciudad, Juan Vivas, de que no cesará a los dos consejeros no electos, Kissy Chandiramani y Javier Celaya, a pesar de que la Justicia le haya dado la razón a UGT sobre el pleito que estableció por el nombramiento la pasada legislatura por la vice consejera, Adelaida Álvarez, es “una burda maniobra en defensa de su único interés”. La sentencia supone en el fondo la prohibición para el Ejecutivo local de nombrar como consejeros a miembros que no sean concejales en la Asamblea al entender que prima la organización como Ayuntamiento y no el rango de Ciudad Autónoma. Por eso la formación que lidera Fatima Hamed ha insistido en exigir al presidente “el cumplimiento de la Ley” y que “cese a los miembros no electos”.

“El enroque numantino del Desgobierno del Sr. Vivas queriendo nombrar miembros no electos como parte del Consejo de Gobierno  se salta el principio de jerarquía normativa, no se puede alegar a un Reglamento (por cierto, recurrido ante los tribunales por el MDyC y por tanto según esta teoría todavía no firme) para modificar una ley, además Orgánica como la 1/1999, u otra ley de menor rango o un Informe de un órgano consultivo, cuando el único intérprete de la ley en nuestro Estado de Derecho son los tribunales, y el Tribunal Supremo ya se ha pronunciado: “considera de manera indubitada la condición de entidad local de la Ciudad Autónoma de Ceuta”, ha recordado el MDyC.

Para la formación de la oposición Vivas “manipula la realidad” y “quiere volver a engañar a los y la ceutíes, con su torticera interpretación de la legislación, cuando queda muy claro que la confirmación de la sentencia por parte del  Tribunal Superior de Justicia de Andalucía Ceuta y Melilla (TSJA) condena a su Ejecutivo por el nombramiento de un cargo no electo como miembro del Consejo de Gobierno, ya sea consejero o viceconsejero o como quiero mentarlo; no puede nombrarse a una persona que ‘no ostente la condición de concejal electo y que por ende no sea representativo del cuerpo electoral”, cita la sentencia la formación.

Igual que ya hiciera este viernes UGT, MDyC recuerda al Ejecutivo que “no existen sentencias contradictorias con los nombramientos de personas no electas”, y es que la única batalla ganada en los Tribunales sobre esta cuestión por el Gobierno la logró no sobre el fondo de la cuestión y sí sobre la forma, al lograr que un Tribunal no considerara a UGT un actor legítimo para plantear la cuestión ante la Justicia, que es exactamente lo que ha cambiado con el último pronunciamiento del TSJA, que viene a dar la razón al sindicato en su capacidad para defender, en aras al interés colectivo de los trabajadores municipales, la cuestión ante la Justicia y ratifica así la sentencia del Tribunal Contencioso Administrativo que ya le había dado la razón sobre el fondo del asunto. Vivas no puede nombrar cargos de máxima responsabilidad que no sean concejales no electos. Es decir, debe conformar su Consejo de Gobierno eligiendo entre los 13 representantes con los que cuenta el PP en la Asamblea de Ceuta u ofrecérselo a alguien de la oposición. Hablar de sentencias contradictorias, como hizo el Gobierno en su comunicado tras la sentencia es para el MDyC “querer ocultar la realidad”.

“El Desgobierno del Sr. Vivas quiere mangonear a la opinión pública cuando habla de ‘clarificar definitivamente’, el TSJA se ha pronunciado con claridad y rotundidad, otra cuestión es que el fallo no responda a sus espurios intereses de mantener su Corte de los Milagros. No se puede ser más cínico queriendo dudar sobre la firmeza de la decisión judicial, sobre la que sólo caben recursos extraordinarios, de muy difícil admisión”, ha continuado en su dura crítica el MDyC.

La formación de Hamed es la segunda vez que se pronuncia de forma pública en el mismo sentido tras conocerse la sentencia. Pero quizás tras conocer la intención de Vivas de no cesar a sus consejeros ha endurecido más aún el discurso. Y es que el Gobierno acusó a los tres partidos de la oposición que le pidieron las cabezas de Chandiramani y Celaya al hilo de la sentencia de no defender la condición de Autonomía de Ceuta. Sin importar que entre ellos se encuentre Caballas con su parte del PSPC encabezada por Juan Luis Aróstegui, toda una carrera política dedicada a reivindicar la conversión de Ceuta en Comunidad Autónoma.Una coalición de la que proviene también Fatima Hamed y el MDyC que también lleva años defendiendo esa misma conversión en autonomía.

“La división que quiere trazar el Desgobierno del Sr. Vivas entre supuestos localistas y autonomistas es inmoral, desde el MDyC queremos las mayores competencias para Ceuta, pero dentro de la ley; y por ello el MDyC entiende que hay que distinguir entre quienes defendemos la absoluta prevalencia de la ley, base fundamental de un estado de derecho de quienes, como defensa de su Corte de los Milagros, pretenden hacer de su capa un sayo y hacerse intérpretes de la ley, papel que única y exclusivamente tienen en nuestro Estado de Derecho los tribunales: quienes lo han expresado claramente, tanto el Constitucional como el Supremo, Ceuta es un ente local y como tal sólo puede tener representantes electos en su Consejo de Gobierno”, ha insistido el MDyC en desligar la cuestión legal de la política.

El partido localista considera que “la defensa del ‘estatus’ de Ceuta debe realizarse a través de las leyes, la Ley 1/99 es la que nos impusieron los dos partidos nacionales y la que debe acatarse, en ella nuestra encaje en la organización territorial del Estado queda en un limbo que perjudica gravemente los intereses de los y las ceutíes”, argumento que es la piedra angular de la lucha por la Autonomía durante las dos últimas décadas.

“Lo que quiere defender el Desgobierno del Sr. Vivas es su  único interés, colocando a los partidos que se oponen a dichos amaños en contra de la ciudadanía a través del uso de las instituciones. El Sr. Vivas no es ningún profeta para predecir cuál es el beneficio de los y las ceutíes. Los ceutíes se han expresado claramente, quieren estar dentro de la organización territorial de una forma clara y decidida, el Desgobierno del Sr. Vivas quiere defender una interpretación de esta ley que le permita hacer y deshacer a su antojo y los tribunales, que son quienes interpretan la ley, se lo han dicho muy claro: solo concejales electos”, re insiste MDyC.

Y atiza en la misma línea que todos los que han venido defendiendo la necesidad de aplicar la Transitoria V: “Si el Desgobierno del Sr. Vivas se hubiera preocupado en verdad por el interés de los y las ceutíes hace tiempo que tendríamos un Estatuto de Autonomía que lograra encajar a Ceuta en el entramado constitucional español, oportunidades le han sobrado, ya con el Gobierno de Rodríguez Zapatero y la aprobación del Pleno Municipal, ya con las mayorías absolutas del Partido Popular; pero ha preferido continuar en esta situación de ambivalencia que sólo beneficia a nuestro nefasto Alcalde”.

Y así las cosas, la formación insiste en pedir a Vivas que cumpla la Ley: “sólo hay un camino: el cumplimiento de la ley y la interpretación que de ella hacen los Tribunales y en este caso lo ha expresado con rotundidad y firmeza: ‘sólo puede amparar el nombramiento entre concejales electos’. Así que haga cumplir la ley y cese a los dos miembros no electos de su Desgobierno”.