El PP pone condiciones a las propuestas de la oposición para que el Pleno “no pierda el tiempo”


El PP pone condiciones a las propuestas de la oposición para que el Pleno “no pierda el tiempo”

-  Mohamed Ali reclama que si el Gobierno quiere poner requisitos a la labor parlamentaria debe reflejarse en el Reglamento para que los grupos sepan a qué atenerse

- “Muchas veces nos encontramos debatiendo propuestas que no son viables”, ha explicado el portavoz del Ejecutivo, Jacob Hachuel

- La oposición lo considera un filtro antidemocrático y la Ciudad insiste en que no se busca coartar sus propuestas

El Gobierno, avalado por su mayoría parlamentaria, se mantiene firme en su decisión de exigir que cualquier propuesta que se debata en sesión plenaria, ya sea de la oposición o del Partido Popular, se presente apoyada por un informe jurídico y, en su caso, con una propuesta económica que sustente su validez legal y la posibilidad de ponerla en práctica. “Muchas veces nos encontramos debatiendo propuestas que no son viables”, ha explicado el portavoz del Ejecutivo, Jacob Hachuel resumiendo los requisitos que han de cumplir las propuestas en dos : validez y viabilidad.

Requisitos que han de cumplir también las propuestas del grupo popular, subraya Hachuel recordando que no se trata de condiciones políticas, sino cuestiones objetivas, como su viabilidad económica o necesidades presupuestarias y su validez jurídica. “Y ningún técnico jurídico va a echar atrás una propuesta por motivos políticos”.

“Sólo queremos evitar perder el tiempo”, alega el Gobierno, con debates estériles y propuestas que, aunque se aprueben, no se pueden poner en prácticas por problemas legales, competenciales o simplemente porque no hay presupuesto. Dudas que, asegura, no resolverá el Gobierno sino sus técnicos, funcionarios que también están al servicio de la oposición. “Los técnicos municipales están al servicio de cualquier grupo que requiera sus servicios, son funcionarios”, recalca el portavoz insistiendo en que el objetivo no es coartar la labor propositiva de la oposición.

Por su parte, el líder de Caballas, Mohamed Ali, reclama que, si es así, son necesarios un “criterios de coherencia” a la hora de establecer qué materias son de Pleno y cuáles no. “Esta es una responsabilidad de la Mesa Rexctora y de quien ostenta su mayoría, el Partido Popular”, reflexiona Ali. “Lo lógico, justo y legal es fijar los criterios, que estén reflejados en el Reglamento de la Asamblea, que diga que hay propuestas meramente dispositivas, hay propuestas que son de orientación política o de declaración de principios o institucional, tienen su regulación y se llevan (a Pleno) de esta manera y hay propuestas que requieren o bien de una consignación de gastos, un informe de Intervención, o bien de un informe jurúidico por cuestiones legales, todo esto tiene que tener su regulación, sus trámites y todo el mundo saber a qué atenerse, pero esto no está y se ha reclamado en muchas ocasiones”.

La pega de la oposición, como han criticado ya tanto desde Caballas y MDyC o incluso desde la Vicepresidencia Segunda de la Asamblea, que ostenta la socialistas Mayda Daoud, es que la decisión recae en la Mesa Rectora, institución que, como sucede en el Pleno, controla la mayoría del PP. “Es un filtro totalmente antidemocrático”, zanja Mohamed Ali.