Vivas reitera que llamar "rata" al ministro del Interior, como hizo Aróstegui, es "inaceptable"


Vivas reitera que llamar "rata" al ministro del Interior, como hizo Aróstegui, es "inaceptable"

- El presidente vuelve a reprobar al diputado localista que confunda "el discurso político y el insulto" y tacha sus palabras en el Pleno de "ofensivas"

- El líder del Ejecutivo local considera que Fernández Díaz es un político que "da la cara siempre" y "sobre todo cuando le ha tocado hacerlo por Ceuta"

Aunque este lunes en el Pleno ya le paró los pies al portavoz accidental de Caballas, Juan Luis Aróstegui, durante el acalorado debate de una iniciativa localista para repudiar la legalización de las 'devoluciones en caliente' de migrantes en las fronteras de Ceuta y Melilla, el presidente de la Ciudad, Juan Vivas, ha repetido este martes ante los medios que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, no es ninguna "rata" que se "esconda" detrás de los funcionarios policiales, como le afeó el localista, sino un político que "siempre ha dado la cara, sobre todo por las ciudades autónomas".

"Las palabras de Aróstegui fueron una ofensa inaceptable por parte de un político que en ocasiones confunde el discurso político y el insulto", ha dejado claro Vivas, que ha subrayado que Fernández Díaz "da la cara siempre, sobre todo cuando le ha tocado hacerlo por Ceuta y por la problemática asociada al fenómeno fronterizo".

"Lo ha ha hecho en público y lo ha hecho en privado, también ante la Comisión Europea, donde ha dejado claro que antes de hacer ciertas aseveraciones habría que conocer nuestra realidad de primera mano, por lo que esas palabras fueron ofensivas e inaceptables", ha apostillado.

Aróstegui defendió este lunes con firmeza en el Pleno que el PP se equivoca de cabo a rabo al intentar introducir para Ceuta y Melilla, vía Ley de Seguridad Ciudadana, un régimen especial al margen del contemplado para todo el país en la Ley de Extranjería en lo que al trato a los migrantes indocumentados se refiere. El diputado denunció que los Populares amparan "devolver" al país vecino a golpes a quienes ya han pisado suelo español y reclamó una política que combine "el cumplimiento de la Ley y la seguridad con el respeto pleno a los Derechos Humanos".

Al escuchar al portavoz Popular, Emilio Carreira, apelar al esforzado trabajo de policías y guardias civiles en la frontera, el localista destacó que nadie pone en duda su labor sino las órdenes que reciben. "Esconderse detrás de sus uniformes es de cobardes, como ha hecho el ministro, que se ha comportado como una rata tras la tragedia del 6 de febrero", proclamó Aróstegui pese a la reprimenda que le dedicó el presidente por sus palabras.