DENUNCIA DE CCOO

Acusan al INGESA de suspender terapias y tratamientos efectivos por razones económicas

Acusan al INGESA de suspender terapias y tratamientos efectivos por razones económicas
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

Comisiones Obreras asegura que el proceder "no responde a razones médicas ni profesionales sino a consignas políticas basadas en la aplicación de recortes de gasto en un servicio público que debería actuar bajo criterios fundados en la protección de la salud de los ciudadanos, sin importar su coste o dificultad técnica"


CCOO ha denunciado este amrtes que la Dirección Territorial del INGESA ha ordenado "suspender o prorrogar" tratamientos y terapias que venía dispensando habitualmente "y que habían demostrado una notable eficacia en la curación de enfermedades crónicas o, al menos, una sensible mejoría en el estado general de los enfermos". Ese proceder va, según el sindicato, "acompañado en muchos casos de una derivación de pacientes hacia la asistencia privada, lo que supone en la práctica una privatización de la pública".

"La decisión de la Dirección Territorial", ha advertido el sindicato, "no responde a razones médicas ni profesionales sino a consignas políticas basadas en la aplicación de recortes de gasto en un servicio público que debe actuar bajo criterios fundados exclusivamente en la protección de la salud de los ciudadanos, sin importar su coste o dificultad técnica".

Para Comisiones es "deplorable" que los criterios de actuación de la entidad gestora de la asistencia sanitaria de la Seguridad Social "se basen exclusivamente en medidas de ahorro presupuestario y no en el bien del paciente que debe ser el objetivo prioritario del Sistema Nacional de Salud".

Por ello, a juicio de CCOO la forma de actuar del INGESA "constituye una regresión en la calidad de la asistencia" a la que responderá con una interpelación en la próxima reunión de la Comisión Ejecutiva de este organismo, órgano de participación en el control y vigilancia de la gestión en el que el sindicato actúa en representación de los usuarios.

Además, exigirá "la rectificación de una política sanitaria claramente lesiva para el interés general de los ciudadanos".