FSP-UGT tilda de "desastrosa" la gestión de Pérez-Padilla y su equipo al frente del INGESA


FSP-UGT tilda de "desastrosa" la gestión de Pérez-Padilla y su equipo al frente del INGESA

- El sindicato denuncia que "hace ya bastantes meses" que "en diversas áreas de hospitalización del Hospital Universitario" el sistema de aviso paciente-enfermero no funciona

- Los ugetistas dejan entrever que tras la contratación del Teleictus con la Fundación Jiménez Díaz y no con un centro público puede haber "motivos espúreos de favorecer intereses económicos"

El sector de Salud de la Federación de Servicios Públicos de la UGT de Ceuta ha criticado este martes en un comunicado la "desastrosa" gestión del "incompetente" equipo directivo del INGESA que en la ciudad comanda Fernando Pérez-Padilla, cuya dimisión o cese reivindica porque "está afectando a la salud y a los bolsillos de los ciudadanos de Ceuta y a las condiciones laborales de los trabajadores".

El sindicato ha censurado la forma en que se ha puesto en marcha el protocolo del denominado Teleictus, "que ante la falta de personal para llevarlo a cabo, en lugar de proceder a contratar el personal necesario se ha contratado con una empresa privada de Madrid [la Fundación Jiménez Díaz] para realizar el diagnóstico a distancia alegando un supuesto ahorro".

"Con la empresa privada se ha contratado la visualización de imágenes médicas y posible indicación del tratamiento, cuando en nuestra opinión debe realizarse con personal sanitario del Hospital Universitario, dotando a los servicios de radiología y neurología del personal y recursos necesarios, que redundaría no sólo en la correcta realización del código ictus sino también en la del resto de pacientes", ha desmenuzado la central.

Además, FSP-UGT ha alertado de que "en cualquier caso, de tomarse la decisión de externalizar dicho procedimiento, los motivos por el que no se ha hecho con un Centro Sanitario Público de los existentes en nuestro país mediante los protocolos correspondientes pueden albergar motivos espúreos de favorecer intereses económicos".

Como ejemplo "para demostrar que existe financiación disponible para efectuar el diagnóstico con personal propio", la Federación ha recordado que con el PSOE el INGESA pagaba 792.000 euros anuales por el helicóptero sanitario. "El PP anuló el servicio provocando la correspondiente alarma social de la población ceutí por lo que al retomar el servicio el precio se ha cuasi duplicado a 1,2 millones, 408.000 euros más al año, lo que permitiría con creces asumir con recursos propios el código ictus en Ceuta solo por su incompetencia y la de la propia Delegación del Gobierno", ha comparado.

El sindicato ha denunciado que "desde hace ya bastantes meses" no está disponible en diversas áreas de hospitalización del Hospital Universitario el sistema de aviso paciente-enfermero "con los consiguientes problemas de falta de comunicación en algunos casos y la sobrecarga de trabajo del personal sanitario por este motivo". "Sólo hay que imaginarse a un paciente mayor, encamado, y que no pueda desplazarse hasta los controles de enfermería: es un riesgo para su asistencia que debería haberse solucionado de inmediato", ha subrayado.

"El personal sanitario debe estar constantemente controlando a pacientes dado que no hay dispositivos de aviso, lo que hace mucho más estresante el trabajo diario, ya de por si sobrecargado, por lo que exigimos a la Gerencia del Hospital", ha pedido FSP-UGT, "la rápida solución de este importante problema, que repercute en la asistencia que prestamos".

Lea también:

El INGESA implanta el Teleictus, "atención especializada permanente a distancia", en el Hospital