DONADOS POR FUNDACIÓN CHOCRÓN-MACÍAS

Sanidad amplía la red de espacios cardioprotegidos con dos nuevos desfibriladores en los mercados

Sanidad amplía la red de espacios cardioprotegidos con dos nuevos desfibriladores en los mercados
Miembros del equipo de Sanidad, junto a la consejera Adela Nieto
Miembros del equipo de Sanidad, junto a la consejera Adela Nieto  

La Consejería de Sanidad, Servicios Sociales, Menores e Igualdad ha ampliado la red de espacios públicos cardioprotegidos con la instalación de dos nuevos desfibriladores semiautomáticos (DESA) en el mercado central y en el de San José. La Fundación Chocrón-Macías ha donado el material compuesto por los desfibriladores con su cabina así como los parches para el uso en adultos y niños. La consejera del área, Adela Nieto, ha agradecido esta donación que demuestra, una vez más, el compromiso de la fundación con la sociedad ceutí.

Con la puesta en marcha del I Plan de Salud de Ceuta, que comprendía el periodo 2008-2011, la Consejería de Sanidad inició una serie de acciones englobadas en el programa Mortalidad y Morbilidad en Procesos Cardiovasculares. Entre los objetivos de este programa se encontraba la disminución de la mortalidad y, por ello, se impartió a diversos colectivos de Ceuta un seminario formativo de resucitación cardiopulmonar y de manejo de desfibriladores semiautomáticos. Posteriormente, se comenzó la instalación de los primeros DESA en distintos espacios de la Ciudad.

Con el II Plan de Salud se ha seguido una línea continuista dentro del mismo programa con el diseño de entornos cardioprotegidos. Hasta la fecha, se han instalado en lugares como los polideportivos Díaz Flor y Guillermo Molina, el Servicio de Prevención de Riesgos Laborales de la Ciudad, la Autoridad Portuaria (cedido por Chocrón-Macías); el Parque Marítimo del Mediterráneo (cedido por Chocrón-Macías); el Teatro Auditorio del Revellín, ARCE-Protección Civil, el Campus Universitario, el edificio Ceuta Center, el Palacio de la Asamblea, el aparcamiento subterráneo de la avenida alcalde Sánchez-Prado, el Parque de Bomberos así como el mercado central y el de San José. A estos espacios se sumarán próximamente la Biblioteca Pública Adolfo Suárez y las dependencias de la Policía Local.

Además, la Consejería de Sanidad dispone de un DESA de repuesto en el caso de que los desfibriladores instalados sufrieran alguna avería. Una empresa privada contratada por el área que dirige Adela Nieto se encarga del mantenimiento de los aparatos que pasan dos revisiones anuales de las que se emiten sus correspondientes informes de estado.

El aprendizaje en el manejo del DESA y la reanimación cardiopulmonar (RCP) se realiza a través de una empresa de formación contratada por la Consejería. Cruz Roja Ceuta, autorizada como entidad formadora en DESA, ha sido la encargada de formar al personal no sanitario que trabaja en los distintos espacios que conforman la red. Los últimos cursos formativos se llevaron a cabo durante 2017 y estuvieron compuestos por un total de 75 personas.

Un espacio cardioprotegido es aquel que cuenta con desfibriladores externos semiautomáticos de fácil acceso para los primeros intervinientes en una situación de riesgo, para así lograr la desfibrilación antes que haya transcurrido el tiempo máximo recomendable desde que ha ocurrido el paro cardíaco.

En España se estima que cada año se producen más de 30.000 paradas cardíacas, lo que equivale a una media de un paro cardíaco cada 20 minutos, ocasionando 4 veces más muertes que los accidentes de tráfico. Más del 85% de las muertes súbitas son de origen cardíaco; el 90% de ellas se producen fuera del entorno hospitalario.