PLAN COMERCIO SEGURO

Cuidado con la clientela que tiene un familiar "al lado" interesado en algo: no vuelve

Cuidado con la clientela que tiene un familiar "al lado" interesado en algo: no vuelve
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

La campaña 'Comercio Seguro' no se circunscribe a Navidad. La Jefatura Superior de la Policía Nacional de Ceuta ha recordado este jueves que los ladrones no descansan y que ese plan "tiene carácter permanente a lo largo de todo el año". El objetivo que se plantea es "conseguir un entorno seguro en el ámbito comercial, tanto para los comerciantes, como los clientes y el resto de ciudadanos que transitan por las zonas comerciales".

"Se trata de mejorar la prevención de hurtos, robos con violencia o intimidación, robos con fuerza y fraudes" y a tal efecto agentes de la Policía Nacional patrullan habitualmente estas zonas comerciales y vías especialmente concurridas de Ceuta "contactando con comerciantes, clientes y el resto de ciudadanos para informarles de medidas de seguridad y recabar datos que puedan ser útiles para organizar los servicios policiales". Un "elemento clave" para el éxito del Plan Comercio Seguro es "la implicación de todos en esta idea de seguridad compartida".

En este sentido, la Jefatura ha alertado sobre una modalidad de engaño "en el que una clienta solicita al comerciante la posibilidad de llevar la mercancía que quiere comprar fuera de la tienda". La excusa esgrimida es "que desea que un familiar que está en el establecimiento de al lado pueda verla antes de adquirirla" pero "esta supuesta clienta ya no regresaría a devolver el producto que le han dejado sacar de la tienda".

Los agentes tienen conocimiento de "varios casos" y se está investigando la identidad de la presunta autora de los hechos. La mercancía "puede ser variada: unas joyas, unos auriculares inalámbricos o algún regalo infantil".

La Policía Nacional, como norma general, recomienda que los comerciantes y el servicio de seguridad privada de los establecimientos presten atención a clientes que mantengan una actitud vigilante o que se fijan en los movimientos del personal de la tienda. Tampoco deben distraerse con quienes entran curioseando, haciendo muchas preguntas y sin intención de comprar. Desconfíen si además llevan puesto un casco o unas gafas de sol amplias que puedan estar ocultando su identidad.

Igualmente, si ha sido víctima de un delito o de un intento de delito, por ejemplo una estafa, la jefatura aconseja "avisar a los agentes de seguridad y a los comerciantes de los alrededores, de su asociación o gremio para que estén prevenidos". De esta manera se producirá "una reacción inmediata" y "se podrá evitar que hechos ilícitos similares se produzcan en otros comercios".