LA POLICÍA, "ARROLLADA"

Cucurull atribuye a un "fallo" por aclarar la entrada "sorpresiva" de 187 migrantes a la carrera por el Tarajal

Cucurull atribuye a un "fallo" por aclarar la entrada "sorpresiva" de 187 migrantes a la carrera por el Tarajal
Cucurull, en el Puerto, con los mandos de Guardia Civil y Policía en Ceuta.
Cucurull, en el Puerto, con los mandos de Guardia Civil y Policía en Ceuta.  

El delegado del Gobierno en Ceuta, Nicolás Fernández Cucurull, ha atribuido a un “fallo” de seguridad en la vigilancia del perímetro fronterizo de la ciudad autónoma el que un total de 187 migrantes indocumentados ("la mayoría" de Guinea Conakry, dos menores de edad) hayan podido acceder a territorio español a la carrera a las 5.30 horas a través del paso del Tarajal cuando la Guardia Civil estaba desplegada a aproximadamente tres kilómetros, en mitad del doble vallado de 8,2 kilómetros, en alerta por la posibilidad de que se registrase un “asalto masivo”.

“La Guardia Civil se encontraba en la zona de Finca Berrocal cuando, sorpresivamente, el grupo de migrantes ha aparecido por la frontera: algo ha debido fallar en los procedimientos de control y lo estudiaremos durante los próximos días”, ha apuntado Fernández Cucurull en declaraciones a los medios.

A preguntas de los periodistas, el delegado ha evitado señalar a las Fuerzas de Seguridad marroquíes o a sus mecanismos de coordinación con las españolas como responsables principales del suceso.

Fernández Cucurull sí ha explicado que los agentes de la Policía Nacional desplegados de forma ordinaria en la frontera del Tarajal no han tenido tiempo de respuesta ni para cerrar las puertas ubicadas en el puente internacional, donde ha asegurado que los migrantes se han empleado con “violencia” y han “arrollado” a los funcionarios de servicio.

La entrada se ha saldado con tres policías nacionales heridos, en un caso con tibia y peroné rotos que será intervenido quirúrgicamente este martes, y cinco migrantes hospitalizados, solo uno grave con fractura de muñeca debido a “una caída”.

El delegado ha explicado que el Ministerio del Interior está trabajando en un plan de viabilidad para acometer una reforma “integral” de la frontera del Tarajal que se transformará en proyecto el año próximo para sacarlo a licitación y comenzar las obras “a principios de 2019”.

El uso de drones para mejorar la capacidad de control de los movimientos de indocumentados al otro lado de la valla fronteriza ha sido descartado por los técnicos debido al “fuerte viento” que suele azotar la ciudad pese a que la Secretaría de Estado de Seguridad estaba interesada en disponer de medios propios de vigilancia para “no depender tanto” en materia de respuesta a la presión migratoria de Marruecos.