BALANCE 2019

Las entradas de inmigrantes ya no se cuentan por millares

Las entradas de inmigrantes ya no se cuentan por millares
Residentes en el CETI se asoman a la valla del centro en una imagen captada el pasado mes de agosto de 2018, tras el último salto masivo.
Residentes en el CETI se asoman a la valla del centro en una imagen captada el pasado mes de agosto de 2018, tras el último salto masivo.  

Alrededor de 700 inmigrantes han logrado entrar en Ceuta de manera irregular en los primeros seis meses del año, 29 más que en 2018, muy por debajo de los más de 2.000 que llegaron a Melilla en el mismno periodo.Cifras que se sitúan muy lejos de 2015 a 2017, cuando los inmigrantes se contaban por millares en las ciudade autónomas.

En los seis primeros meses de 2019 han entrado a Ceuta de manera irregular por vía terrestre 523 inmigrantes, 27 más que en 2018, lo que supone un 5 por ciento más; y por vía marítima 255, dos más que el año pasado. Cifras que hasta 2017 se contaban por miles e incluso por decenas de miles y ahora se miden en centenares, muy lejos de que se contabilizaron en Ceuta y Melilla en 2014 (7.400 inmigrantes) y 2015 (más de 11.000). Aunque el número de migrantes crece levemente en todos los capítulos, destaca el número de pateras interceptadas, 29, ocho más que en 2018, lo que supone un incremento del 38 por ciento.

En términos nacionales, las llegadas de inmigrantes de forma irregular a España en los seis primeros meses de 2019 han descendido un 23,3 por ciento con respecto al mismo periodo de 2018. Según se refleja en el último balance de inmigración, al finalizar este mes de junio han alcanzado España de forma irregular un total de 13.263 personas, lo que representa 4.037 migrantes menos que en 2018, cuando a 1 de julio habían llegado 17.300 personas.

Este descenso se produce especialmente en las entradas irregulares por vía marítima. En este primer semestre han llegado por esa vía a toda España 10.475 migrantes, mientras que en el mismo periodo de 2018 lo hicieron 14.426, lo que supone un descenso del 27,4 por ciento. Esta tendencia se mantiene asimismo si se comparan solo las llegadas durante los meses de junio: 2.798 en este mes de 2019, frente a 6.187 en junio de 2018. Con estos datos, España se sitúa en este primer semestre del año en niveles similares a los de 2017, cuando en el mes de junio se registraron un total de 2.682 entradas irregulares en todo el país.