UN NIÑO DE 11 AÑOS DETENIDO

Menores y adultos reciben a la Policía Local a pedradas en la barriada del Príncipe Alfonso

Menores y adultos reciben a la Policía Local a pedradas en la barriada del Príncipe Alfonso
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

Los funcionarios fueron atacados primero por un grupo de jóvenes cuando iban a la zona para dar cobertura a los bomberos encargados de sofocar un incendio en contenedores ubicados en la rotonda de entrada en la barriada. Cuando detuvieron a uno de los vándalos, con solo 11 años, fueron personas mayores de edad las que la emprendieron contra los agentes de forma parecida.

Agentes de la Policía Local han detenido este miércoles en el Príncipe Alfonso alrededor de las 20.00 horas a un niño de 11 años que supuestamente formaba parte del grupo que les recibió a pedradas cuando iban a garantizar la seguridad de una dotación de los bomberos comisionada para apagar varios contenedores de basuras en la glorieta de entrada a la barriada, cerca del depósito de aguas.

Los funcionarios estaban en la zona adscritos a la vigilancia y seguridad de los Servicios Públicos que efectúan el recorrido de la Línea 8, fueron requeridos porque habían incendiado

El acto vandálico provocó que un vehículo que circulaba por el lugar fuese alcanzado por las piedras arrojadas. Los funcionarios se desplegaron con celeridad pero solo consiguieron interceptar a uno de los menores causantes de los incidentes, menor reconocido en el lugar por el propio conductor del vehículo impactado.

Cuando los agentes trataban de identificar al menor acercándolo a su domicilio ante sus padres, una "aglomeración numerosa" de vecinos comenzó a increpar y dificultar la labor de los agentes, llegando al extremo de sufrir un nuevo apedreamiento por adultos desde la zona del Poblado Legionario.

Los funcionarios, siguiendo medidas de seguridad, protegieron al menor y lo trasladaron a dependencias de Cuerpo Nacional de Policía. Después se localizó telefónicamente a sus tutores legales  que se personaron en el lugar y se hicieron cargo del menor. In situ se les informó de la instrucción de diligencias por los hechos ocurridos.