DETENIDO EL MARTES

El presunto adoctrinador yihadista del Príncipe que decía ver porno, a prisión sin fianza

El presunto adoctrinador yihadista del Príncipe que decía ver porno, a prisión sin fianza
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, ha acordado este jueves prisión provisional sin fianza para F.M.A.L., detenido el martes en el Príncipe por adoctrinamiento yihadista, un delito similar al que le llevó al banquillo de los acusados en 2017 como supuesto líder de una célula en la ciudad autónoma. Fue absuelto tras un juicio en la que echó la culpa de su detención al actor José Coronado.

F.M.A.L. dijo entonces, según ha recordado Europa Press, que él no estaba sentado en el banquillo por el Estado Islámico, sino por culpa de la serie de televisión 'El Príncipe' que se rodaba en aquella época en la barriada del mismo nombre y mencionó en particular a Coronado y a la actriz Hiba Abouk.

Tras definirse frente a los jueces como "delincuente de toda la vida" dijo que el actor entró en su domicilio disfrazado de policía junto con otros agentes y le asestó un puñetazo. "¿Cómo voy a ser partidario del Estado Islámico si yo veo porno y salgo en fotos medio desnudo? Eso no lo haría uno del EI", añadió también entre sus argumentos de defensa.

El individuo, de 44 años y nacionalidad española, es un conocido ya de la justicia y de las fuerzas policiales, pues según las fuentes consultadas por Europa Press se trata de un referente del radicalismo en Ceuta y cuenta con un amplio perfil delincuencial.

De hecho, ya ingresó en prisión en 2001 por otros delitos y se presume que fue allí donde se radicalizó al entrar en contacto con internos afines al ideario islamista radical, un salafismo en el que habría estado adoctrinando a jóvenes, razón por la cual ha sido detenido en esta nueva ocasión.

En el año 2015 se le detuvo de nuevo en el marco de la 'Operación Chacal' y acabó en prisión provisional en espera de juicio por liderar una célula yihadista en Ceuta que integrarían en total seis personas. Todos fueron absueltos en la Audiencia Nacional en el año 2017 por falta de pruebas tras un juicio que destacó por lo rocambolesco de la declaración, precisamente, del ahora detenido.