Opiniones de
La Zarpa
   

Machado y el pacto antiyihadista

Decía Antonio Machado que “en España, de diez cabezas, nueve embisten y una piensa”. Todos estamos consternados tras lo sucedido en París. No hay palabras para expresar la repulsa que cualquier ser humano con un mínimo de decencia debe sentir ante un acto de semejante barbarie. Algunos hemos optado por expresar nuestras condolencias, sentarnos y pensar. Otros, los más, parece que han querido darle, otra vez, la razón al autor de “Campos de Castilla”, prefiriendo la embestida, el insulto y la cerrazón como aparente muestra de solidaridad con las víctimas. Son los que buscan cualquier excusa para dar rienda suelta a su excitación narcisista y a su esencia violenta e irracional.

El miedo a la democracia

- El principal mérito de eso que, tras la entrada en crisis del Estado de bienestar en los años setenta, comenzó a gestarse y convenimos en llamar Neoliberalismo ha sido, quizás, la instauración del convencimiento colectivo de que aquello que escapaba de la democracia era, de manera paradójica, lo auténticamente democrático. Es algo que ha explicado muy bien César Rendueles.

Faitah, Luis y Paloma

- Cerca de 300 ceutíes participaron el jueves pasado en las Primarias Abiertas promovidas por el Círculo Podemos de Ceuta para elegir a nuestros candidatos a Congreso y Senado.

Una derecha marxista

Una de las claves a partir de las que poder estudiar el pensamiento de Karl Marx es el concepto “lucha de clases”. El filósofo alemán llegó a la siguiente conclusión: “La historia de la humanidad es la historia de la lucha de clases”. Matices y concreciones aparte, a lo que la famosa frase apunta, lejos de manipulaciones interesadas, no es más que a la constatación de un hecho: siempre existe un conflicto de interés entre un grupo explotado y un grupo que explota y, en última instancia, es ese conflicto lo que hace que la historia se desarrolle y el mundo avance. Esto es algo mucho más complejo y aquí sólo expongo una simplificación a grandes rasgos. Evidentemente.

12 de octubre: las críticas a los críticos

- Existe un pensamiento inconscientemente reaccionario que de manera continua pretende anular cualquier tipo de debate en torno a cuestiones que a todos nos afectan.

La complicidad del tripartito ante el TTIP

Hace aproximadamente un año, Ignacio Aguado, actual número 1 de Ciudadanos por la Comunidad de Madrid, se enfrentaba a Ramón Espinar, actual senador de Podemos, en una tertulia de Canal 33 a raíz de las negociaciones por el famoso TTIP. Mientras el segundo mostraba su rechazo hacia las formas y el fondo de la negoción, el primero ejercía una defensa inquebrantable de los valores liberales que, según él, abalaban la idea del pacto, acusando de extremistas y populistas, para variar, a aquellos que no coincidían con su análisis.

Las críticas a Podemos desde la izquierda

Cuando Pablo Iglesias y su equipo decidieron montar Podemos, no fueron pocos los sectores progresistas que les atacaron y vaticinaron un estrepitoso fracaso. El resultado en las Elecciones Europeas dio la razón a Iglesias y su equipo. Pero no era suficiente para contar con el apoyo de los críticos.

Lo institucional

En política, cuando algo es “institucional” implica que su expresión aparece insertada en una estructura ya arraigada y asentada. Por lo tanto, ¿qué es una estructura? En “El orden de El capital”, Luis Alegre y Carlos Fernández Liria definen el concepto de estructura como aquello cuya característica fundamental es la de producir efectos sin necesidad de ejercicio de poder alguno.

El nacionalismo de los otros

En las elecciones catalanas, tres son los bloques que se van a enfrentar: de un lado, quienes niegan el derecho de autodeterminación (PP, Ciudadanos y PSC). Por otra parte, quienes, en caso de ganar de manera holgada, pretenden convertir el resultado en un referéndum en favor de la independencia. Artur Mas, escondido en el cuarto puesto de la lista, lidera esta opción. Finalmente, los que se centran en la reivindicación de los derechos sociales: Catalunya Sí que es Pot.

El problema como solución

Una de las bases de los sistemas democráticos, acaso la fundamental, es el predominio del poder político expresado a través de las leyes aprobadas por los representantes electos de los ciudadanos y ciudadanas. Podemos afirmar, pues, que el parlamento legislativo, en la teoría, debería ser ese lugar en el que, a través de discusiones construidas sobre argumentos y contraargumentos, se abriera paso la razón. En la realidad, esto no pasa. Podría decirse que lo que ocurre es todo lo contrario: el dominio del poder económico sobre el poder político aniquila a la razón y convierte los problemas en soluciones. Es fácil enumerar ejemplos.

Que mi nombre no se borre de la historia

Toda efeméride lleva detrás la construcción de un relato que produce un determinado sentimiento de pueblo. Por ejemplo, que sea la invasión de Portugal la fecha escogida para celebrar el día de Ceuta, implica decirnos que somos una cosa y no otra, del mismo modo que celebrar el 12 de octubre lleva consigo una idea concreta de lo que debe unirnos y hacernos enorgullecer como españoles. Las celebraciones colectivas tienen como función repetirnos lo que debemos ser. Por lo tanto, la elección de fechas a celebrar dependerá siempre de la cosmovisión político-social de aquellos que las escogen.

Odias al pobre

La aporofobia es el miedo, repugnancia u hostilidad hacia la gente sin recursos. Más aún que la xenofobia (que en muchos casos, tan sólo es su expresión más visible), es esta despreciable actitud la que representa, mejor que ninguna otra, la batalla del penúltimo contra el último. En su canción “Balas y fronteras”, el combativo grupo de rap Los Chikos del Maíz dice:

El niño sirio. Porque no somos como ellos

- El inmovilismo, ante la superioridad moral de los valores de quienes se sitúan en contra del injusto sistema económico predominante, siempre actúa de la misma forma: acusando al adversario de ser igual que aquello a lo que combate.

Llorar por sus muertes, apoyar a sus verdugos

- Otro inmigrante muerto en nuestras costas. Uno más que se suma a la lista de una semana en la que hemos desayunado viendo imágenes de cadáveres apilados en camiones y cuerpos de niños golpeados por las olas.

Crimen y castigo

- Sus armas eran los dedos con los que acariciaba su guitarra y la lengua con la que modulaba letras de pueblo y vida.

El frente del poder

- Hace unas semanas, en un debate en Fort Apache sobre la crisis del Partido Popular, Manolo Monereo insistía en centrar los focos sobre el PSOE.

Calumniar ya no es delito

- Hace unos meses, Esperanza Aguirre decía en diversos medios y escribía en twitter que “Podemos está con ETA”.

El PP y su obsesión por Venezuela

Hace unos días me enteraba de que el Ayuntamiento de Madrid había llevado a cabo una votación acerca de temas relacionados con Venezuela. Mi reacción fue preguntarme a cuento de qué el consistorio de una ciudad española votaba sobre asuntos de política exterior en lugar de dedicar sus sesiones plenarias a discutir sobre los problemas de los vecinos, por lo que decidí entrar en la página web del Ayuntamiento de Madrid y consultar el Orden del día del pleno del día 22 de julio. Ahí pude leer lo siguiente: