Susana Pulido.
Susana Pulido.  

Susana Pulido, secretaria de Igualdad del PSOE de Ceuta.

Cercana ya la fecha del 8M, Día Internacional de la Mujer, el PSOE de Ceuta quiere poner de manifiesto que se ha unido a la convocatoria de movilizaciones realizada por los sindicatos UGT y CCOO en sintonía con el movimiento feminista para visualizar la desigualdad y la discriminación que hoy, en el siglo XXI, siguen sufriendo las mujeres. Y la razón de ello radica en que para los socialistas la lucha por la igualdad es una prioridad, algo que no puede obviarse desde el gobierno poniéndose a mirar para otra parte.

Este año, esta conmemoración va a ser especialmente significativa, algo histórico y revolucionario que se está desarrollando, además, también a nivel internacional.

Es muy grande el descontento y el hartazgo, cansadas, estamos muy cansadas de soportar las continuas manifestaciones de la cultura patriarcal que sigue castigándonos a las mujeres en los distintos ámbitos en los que se desarrolla nuestra existencia. Así vemos que, de continuo, se cometen abusos y agresiones sexuales, crímenes de violencia de género, sufrimos desigualdad salarial y laboral, padecemos el problema del techo de cristal y la feminización de la pobreza, cobramos pensiones más bajas... son muchos los frentes y los temas a poner en el tapete y necesitamos un gobierno que nos de soluciones.

Y hablando de salarios y del hastío que se siente entre los distintos colectivos laborales de mujeres cuando observamos que los nuestro son inferiores a los de nuestros compañeros, queremos poner de manifiesto que hace muy pocos días la Secretaria de Igualdad de la Federal, Carmen Calvo ha presentado en el Congreso una proposición de ley de Igualdad de Trato y Oportunidades entre mujeres y hombres en materia retributiva, lo cual nos parece un gran acierto.

Con esta ley se pretende "cumplir con la legalidad constitucional" y "dar respuesta a la mitad de la población de este país" y ello porque nuestro sistema legal en Europa y en nuestro Estado de Derecho contiene en su seno, como principios inspiradores tanto la prohibición de la discriminación por razón de sexo y como la exclusión de la desigualdad salarial, y sin embargo estas normas fundamentales tan importantes se están vulnerando.

La referida proposición viene a terminar con la situación de ilegalidad a la que estamos abocadas las mujeres dado que la misma se puede solucionar desarrollando los recursos necesarios en forma de leyes y normativas cuyo objetivo sea terminar con la desigualdad, sólo hace falta un gobierno que tenga ganas y no caiga en la pasividad y la dejadez.

Se está proponiendo una norma cuya objetivo consiste en que se pase de la igualdad formal a la igualdad real y efectiva que viven las mujeres en materia de salario y una ley que viene a derogar todo lo que se oponga a su propósito, y además, se pretende que se tramite lo más rápido posible.

Tenemos que expresar que el PSOE, en breve, va a presentar otra ley de Igualdad Laboral, que tendrá un radio más grande y, además, una futura ley de uso del tiempo y racionalización de horarios para que las mujeres puedan conciliar su vida personal, familiar, laboral y social.

Estas tres leyes se contienen en lo que los socialistas conocemos como el "libro violeta" que es, ni más menos, que la respuesta integral a las necesidades que las mujeres tienen en su día a día, en cada uno de los ámbitos de su vida.

El partido socialista siempre ha llevado la igualdad como bandera y convocamos a las mujeres a que se sientan apoyadas por nosotros cuando sientan la discriminación y la desigualdad porque terminar con ello es nuestro objetivo y nuestra lucha.