Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

Zara

Semana movidita la que acaba con las noticias echando humo y los fabricantes de banderas frotándose las manos. Unos con la senyera, siguiendo instrucciones del govern y otros con la de España por mandato de Rajoy y sus mariachis. Bueno, en Ceuta por una serie de acontecimientos que, unidos al problema catalán, han propiciado que se haya movilizado parte de la ciudadania con sus banderitas. A esto se suma, como no podia ser menos, el protagonismo del pequeño, dulce y marinerito, que entregaba una bandera (otra?) a la legión, subordinándose y peloteando, una vez más, a los militares, en vez de exigirles que entreguen los terrenos que actualmente no tienen utilidad para el ejército.

Por cierto, que no vi ninguna bandera de Ceuta, ésta ciudad nuestra que permanece fuera de la constitución, o sea, de la estructura territorial del estado. Hay que luchar por tener nuestro propio estatuto de autonomia, que se sume a los 17 que actualmente son los que conforman el estado español. !Que paradoja con el problema catalán: ellos quieren salir de España (bueno, una minoria)¡. 

A Ceuta se la puede querer de muchas maneras. Reivindicando nuestra españolidad igual al resto de nuestros compatriotas, no haciendo miles de empadronamientos ilegales, denunciando obras que, además de infringir normas urbanisticas, emplean trabajadores clandestinos, que tanto daño hacen a los trabajadores ceuties y a la economia. Mejorando las pensiones de nuestros mayores, en vez de darles una "sopa boba" de vez en cuando. Sepan que las pensiones han perdido un 8% de poder adquisitivo y el gobierno, en este caso, no cumple el articulo 50 de la constitución. 

Pero toda nuestra atención la han desviado hacia Cataluña. Ya he dicho anteriormente y lo repito ahora, que deben quedarse en España, por mucho pucherazo de Puigdemont y sus secuaces, lo que nos han hecho pasar con las fuerzas de seguridad y tantas amenazas consentidas. Porque lo que es por mi, ya estarian entre rejas. Pero esto es una cosa y otra es la alegria del nacionalismo español por la fuga de los bancos fuera de Cataluña. Sepan ustedes que el dinero no tiene patria, igual nos seguiran desahuciando y explotando desde cualquier otro lugar. Puigdemont y Rajoy tienen que irse, porque no han sido capaces de llegar a un entendimiento, llevándonos a una confrontación muy peligrosa. Y a ver como acaba todo esto. La diferencia entre vencer y convencer es que se vence a porrazos y se convence con la mano tendida.

Pero es muy difícil resolver un crimen en el que el cómplice del asesino es el asesinado.

Y aqui lo dejo...