El feminismo planta cara al discurso machista-4
El feminismo planta cara al discurso machista-4  
Plataforma Feminista de Ceuta

Hacemos un llamamiento a todas las Instituciones, Medios de comunicación y ciudadanía en general a poner freno de una vez por todas a este incesante y terrible problema estructural, a través de un “PACTO SOCIAL” que trabaje en la prevención, detección y actuación frente a la VIOLENCIA MACHISTA.
 

Ayer nos acostamos con un nuevo caso de violencia machista, han asesinado a 5 mujeres en lo que llevamos de año. Y tenemos que recordar que la violencia contra las mujeres ha sido una constante en la historia humana, y un mecanismo efectivo mediante el cual se ha mantenido su subordinación ante la supremacía de lo masculino. Por sus características, la violencia física es la más visible, pero no necesariamente la de mayor brutalidad e impacto, hay unos primeros pasos en los que, a veces, ni siquiera se pone nombre a lo que está ocurriendo.

Es importante enfatizar que la violencia se hace presente para las mujeres, en sus diferentes modalidades y manifestaciones, en todos los ámbitos en que se sitúen sin importar su condición social, económica o étnica y que en este sentido, la violencia debe ser reconocida como un continuo creciente, que acorrala a las mujeres y las pone en riesgo constante de perder la vida, en el cual el FEMINICIDIO es el límite, pero siempre antecedido por una amplia variedad de abusos y de violencia psicológica.

Por otro lado, y según el "Estudio sobre el tiempo que tardan las mujeres víctimas de violencia de género en verbalizar su situación" de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, la violencia que más tarda en denunciarse es la física: las mujeres necesitan una media de 14 años en pedir ayuda, mientras que en la psicológica esa cifra es de 7 años y 9 meses.

Muchas de ellas además tras haber denunciado, se acogen a la dispensa legal de retirar la denuncia a su agresor como forma de eludir el conflicto para no perjudicarle provocando de manera directa o indirecta su condena penal y probable privación de libertad. Esto por supuesto supone un incremento del riesgo hacia su persona y hacia sus hijos e hijas

A todo lo comentado anteriormente unimos el hecho de encontramos ante una situación muy crítica, en la que el Partido Popular de nuestra ciudad parezca haberse entregado de manera fiel a una extrema derecha, que no deja de poner obstáculos en la lucha por la IGUALDAD, mostrando absoluta indiferencia por la lucha contra la violencia machista y buscando dar marcha atrás a los avances alcanzados utilizando una campaña que se basa en desinformar, distorsionar y minimizar las cifras, hechos y el impacto de la violencia contra mujeres y niñas como una pandemia global y como una de las violaciones a los derechos humanos más extendidas, arraigadas y toleradas en el mundo.

Convocar minutos de silencio por las víctimas de violencia intrafamiliar o negar la violencia contra las mujeres no es más que otra técnica malvada de estas formaciones que lo que hacen es reforzar y legitimar aún más si cabe a los maltratadores además de ser un drama para las incalculables mujeres e hijos e hijas que la sufren.

Mientras no se tome conciencia y se desmonten estas mentiras, la desigualdad seguirá existiendo y la violencia continuará cobrando víctimas, 1.038 asesinadas por Violencia Machista desde el 1 de enero de 2003.

En estos días, más que nunca, debemos tener las alarmas puestas para desmontar los discursos neo machistas que quieren que la desigualdad sea legítima.

Confirmamos por último, nuestro compromiso y deseo de construir una sociedad donde la igualdad entre mujeres y hombres sea real, imprescindible, esencial y transversal.