Antonio Nepomuceno, coordinador general de IU-Ceuta

Yo siempre he sido y seré defensor del humanismo cristiano, de hecho en tiempos de mi adolescencia precoz llegué a sentir simpatía por la derecha, creyendo que dicho humanismo cristiano contenía su esencia en la derecha española, con el tiempo descubrí que esta derecha, la del PP y su hijo Vox van muy en contra del humanismo cristiano que siempre he defendido y valorado como una de las esencias espirituales para prodigar la igualdad entre seres humanos, a día de hoy en este tiempo quien mejor puede representar esos valores es precisamente la izquierda, mi apuesta hacia la izquierda no ha sido en vano, una utopía descorazonada por los medios, un adiestramiento social de tiempos atrás, rechazo y odio a todo aquello que huela a izquierdas y comunismo, conforme ha pasado el tiempo en mi vida he visto que es todo lo contrario, en el ahora presente siento felicidad por haber tirado por el camino del marxismo, tan maltratado junto al humanismo cristiano y los valores de izquierdas, donde tienen un camino que empoderan a los pobres frente a la tiranía de los poderosos y ricos,  el capitalismo y las reglas de sus alguaciles, ellos nunca serán los principios del humanismo cristiano, lo que me permite corregir dentro la historia contada un error histórico que pervierte las enseñanzas cristianas desde los tiempos, con un intrusismo impuesto por monarcas y reyes, intrusismo para controlar la vida de los pueblos, Jesús era una molestia para todos ellos precisamente por luchar contra los principados y reyes que siempre abusaban de la gente.

A día de hoy en nuestra ciudad ese abuso de eras necrófilas ha hecho de su maldad en estos 20 años del gobierno de Vivas, ha creado el PP junto a Vivas (su conseguidor de votos, con ese estilo amable y de bonachón), un sistema caciquil donde los súbditos de su reino siempre han estado bajo silencio ante el miedo de no ser llamado a la mesa de los comensales, muchos son los que en sus miserias callaron, no son parte de la masa aborregada, sino más bien el del miedo a protestar por si no lo llamaban a un plan de empleo o por si no le daban la ayuda de alquiler, mucha gente necesitada por el dolor que produce la pobreza, una necrosis perpetua de almas atadas, encadenadas por los alguaciles del régimen del señor Vivas.

En el presente esas cadenas de tanta maldad y tanto chantaje se rompen, esa cizaña que rompe las cadenas se llama IMV (ingreso mínimo vital), ahora sí se cumple lo establecido por nuestra constitución, los alguaciles no tendrán ya su llave ni sus cadenas donde puedan tener preso al pueblo, no podrán atemorizar más a los que sienten temor por no tener en sus vidas los derechos que le otorga nuestra constitución, el IMV rompe esas cadenas, ahora esta pobre gente no siente su dependencia del esclavista, del mago de Oz que doblega a su reino con el miedo, donde dichas cadenas ahora se van a romper, serán muchos los que al no tener su existencia secuestrada sean hora valientes y planten cara de verdad al sistema caciquil del señor Vivas, cuando se rompan esas cadenas es cuando de verdad, ellos y sus discípulos se sientan amenazados por aquellos que siempre fueron maltratados en nuestra ciudad.

Se estima que los beneficiarios de la IMV sean entre 17000 y 20000 familias las que puedan sentir el alivio que supone vivir en una ciudad sin salida y con una pobreza impuesta desde ese esclavismo del miedo que ha impuesto por dos décadas el gobierno del señor Vivas, más que suficiente para desbancar en otras elecciones a un gobierno compuesto por personas que tan sólo pretenden ayudarse a sí mismo y a los suyos, toda una mayoría democrática libre esta vez de sus cadenas y sin ese miedo que siempre la derecha ha inducido en la ciudadanía tirando migajas miserables para perpetuar la esperanza de muchos, de personas que llegaron a pensar o creer que al menos con cadenas y grilletes puedan aspirar algún día a dejar de ser esclavos.

Este pueblo ha estado por muchos años cautivo, rehén de aquellos como usted que usaban la pobreza como chantaje, haciendo mucho más crónico ese mismo factor de pobreza.

Ahora el miedo lo tienen ellos, al ver que no pueden ejercer ese miedo contra los pobres, ya no depende de ellos que la gente pueda tener en su mesa la dignidad negada desde que el señor Vivas alcanzara su gobierno con los tránsfugas de Gil, ahora muchos votos pueden cambiar de bando, pues esos votos ahora son más libres que nunca de ejercer su voluntad sin ese miedo persistente que han generado con el mal que muchos sufren en nuestra ciudad.

Señor Vivas, la historia lo tratará como una persona miserable que de forma miserable ha tratado a los ciudadanos de Ceuta, por tratar a la gente como vasallos, como plebeyos, muy al margen de la constitución y de los valores de nuestra democracia, igual ahora que llega el juicio de Envicesa se evidencie esa falta de humildad y su lealtad al pueblo de Ceuta, porque ese será el principio de su decadencia, ese juicio pendiente y las cadenas que a día de hoy se rompen con la dignidad que pone en Ceuta la IMV.