Widad Mohamed, diputada del MDyC

El Partido Popular del Sr. Vivas, se ha caracterizado durante todos estos años por “escurrir el bulto” y desatender los problemas más prioritarios y complejos de la ciudad.

El desempleo, la inseguridad, la desigualdad, la falta de vivienda, la presencia de Menores Extranjeros No Acompañados, no son casos aislados ni de “ahora”. Son lamentablemente, la consecuencia directa de la desidia e incompetencia que el Ejecutivo Local ha demostrado y sigue demostrando con su pésima y nefasta gestión política.

Nadie duda de que es un grave problema, que centenares de menores malvivan en nuestras calles mendigando y exponiéndose a la vulnerabilidad. Las circunstancias, la precariedad, les empuja a querer soñar con la oportunidad de derechos.

Ceuta, está justo en medio del sueño de estos chicos y de la realidad. Por lo tanto, Ceuta debería ser ejemplo de medidas, avances y soluciones. Sin embargo, nuestros supuestos responsables, lejos de dar respuestas y atajar una problemática que el propio gobierno se ha encargado de fomentar por diferentes razones - sobre todo las basadas en su propio interés -, no se le ha ocurrido otra cosa mejor que llevar al Pleno de la Asamblea una modificación de una Ley Orgánica.

Sin ningún tipo de pudor , el PP utilizó la Asamblea para pretender “modificar” la Ley Orgánica de Protección del Menor. Sorprendentemente, durante todos estos años, nunca antes habían mostrado tanto interés en cumplir la Ley ni les había “preocupado” el bienestar de los niños. Sinceramente, dudo mucho de que se hayan leído siquiera los preceptos de la Ley del Menor, mucho menos que la hayan comprendido con su finalidad y sus objetivos.

Técnicos y agentes sociales insisten en la necesidad de implementar medidas socio educativas y así se lo han trasladado oficialmente al Ejecutivo. Sin embargo, la deplorable respuesta del Gobierno es la de “estamos desbordados”. ¿En qué? lo desconocemos, porque lo único que vemos al respecto es pasotismo y dejadez y un intento de sacar provecho electoral a una cuestión tan delicada como es la situación de los menores no acompañados en nuestra ciudad. ¿Dónde está esa millonada de euros que la Ciudad recibe por menor a cargo? ¿O es que cuando el Gobierno pone la mano para recibir el dinero, no ven el problema ni están desbordados?

Es de tramposos, oportunistas y de caraduras emplear una propuesta de modificación de Ley como supuesta iniciativa de interés general, cuando la realidad está evidenciando un claro engaño hacia la ciudadanía, y que poco o nada tiene que ver con el interés de todos y todas. Pero claro, es lo que tiene el oportunismo y que las elecciones estén a la vuelta de la esquina.

Ni es problema de la Ley, ni es un tema de competencias, ni mucho menos es un problema de los propios menores que, en mi opinión, solo son víctimas de la situación y del interés partidista de un gobierno que no sabe dar solución a un problema que ellos mismos han generado. Señores y señoras del PP, déjense de tanta demagogia barata y hagan su trabajo de una vez por todas.