Fomento vuelve a prometer un servicio de inspección y control de las viviendas de la Ciudad


Fomento vuelve a prometer un servicio de inspección y control de las viviendas de la Ciudad

- La Comisión Informativa de Fomento ha dado este jueves su visto bueno por unanimidad a la propuesta del consejero para organizar las inspecciones, en las que se implicará el Negociado de Vivienda, Emvicesa y la Policía Local

- Se trazará un plan anual de inspecciones a viviendas y garajes, que podrán estar dirigidas por haber indicios de irregularidades o ser aleatorias

Hace cuatro años, en 2012, el Gobierno de Vivas, prometió hasta en dos ocasiones elaborar y poner en marcha un Plan contra el fraude de viviendas protegidas. Un cuatrienio después, tras conocerse multitud de tropelías, la Comisión Informativa de Fomento ha dado este jueves su visto bueno por unanimidad a una propuesta del consejero de Fomento, Néstor García, para la organización de "un servicio de inspección de viviendas y garajes promovidos por la Ciudad Autónoma cuyo objetivo principal sea el de comprobar la existencia de viviendas desocupadas o que no cumplen el destino al que se refiere la adjudicación".

Con la celebración de esta reunión y la aprobación de la propuesta se ha dado cumplimiento a un acuerdo plenario del 28 de octubre de 2015.

Este servicio se encargará además del control de la venta y del alquiler o cesión ilegal de las viviendas promovidas por la Ciudad y de que se realicen en ellas actividades indebidas. Habrá además un control específico sobre aquellos inmuebles que requieran un seguimiento específico.

Según se ha determinado en la reunión, habrá inspecciones aleatorias con carácter semestral, y, por otra parte, inspecciones dirigidas, que serán aquellas que se realizarán sobre viviendas en las que presumiblemente se esté cometiendo alguna infracción o sobre las que haya indicios de irregularidades. También se ha decidido que las inspecciones se incluirán en un plan anual que se aprobará antes de finalizar el año para el ejercicio siguiente.

Tanto en las inspecciones seleccionadas al azar como a las ya establecidas previamente, el procedimiento será el mismo. La Policía Local se encargará de la labor de inspección, mientras que la oficina gestora será el Negociado de Vivienda de la Consejería de Fomento, por ser el organismo que reúne la información de titularidad de las viviendas de las diferentes promociones de la Ciudad Autónoma.

También contará el servicio con la colaboración del personal de la empresa municipal Emvicesa para tareas materiales, fundamentalmente trabajos preliminares de apoyo y asistencia.

Emvicesa dará curso a las incidencias que se produzcan en relación con las inspecciones, la atención, la recepción, la tramitación y la comunicación de las reclamaciones por parte de los propietarios o arrendatarios de los inmuebles de promoción municipal, que serán resueltas directamente por el Negociado de Vivienda.

El consejero de Fomento, que ha presidido la Comisión Informativa, ha destacado la voluntad genérica de todos los grupos políticos para que este procedimiento de inspección sea una realidad en aras al interés general y les ha emplazado a una nueva reunión que se celebrará en el mes de marzo y donde se concretará cómo se va a llevar a cabo el plan anual de inspecciones y la dinámica de trabajo.

Fomento vuelve a prometer un servicio de inspección y control de las viviendas de la Ciudad