FRONTERA

Interior renueva los módulos que albergan la oficina de asilo del Tarajal a la que apenas ha dado uso

Interior renueva los módulos que albergan la oficina de asilo del Tarajal a la que apenas ha dado uso
Imagen de archivo.
Imagen de archivo.
El Ministerio de Interior adjudica por 125.000 euros las obras de instalación de estructuras modulares para la oficina de tramitación de solicitudes de Protección Internacional en el Puesto Fronterizo del Tarajal.

Cinco años tardó en servir para algo la Oficina de Asilo y Refugio (OAR) en la frontera de Ceuta. Inaugurada en 2015 por el entonces ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, más por obligación legal de disponer de unas instalaciones que por la intención de usarlas. Enclavada en unos precarios módulos de obra en el lado español de la frontera, el acceso hasta allí de los migrantes solicitantes de asilo era una quimera. No fue hasta septiembre de 2019 cuando se le dio uso por vez primera para atender a los migrantes que saltaron la valla de Benzú en agosto de 2019.

Ahora, cuando aun siguen las obras de remodelación del paso fronterizo, el Ministerio de Interior ha adjudicado por 125.000 euros las obras de instalación de estructuras modulares para la oficina de tramitación de solicitudes de Protección Internacional en el Puesto Fronterizo del Tarajal. El precio y el aumento del plazo de garantía eran los criterios de adjudicación de la obra.

El uso de estas instalaciones se ha retomado recientemente para atender las solicitudes de los residentes en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) solicitantes de asilo.

Interior renueva los módulos que albergan la oficina de asilo del Tarajal a la que apenas ha dado uso