La jefa de Marina Mercante vendrá a Ceuta el viernes para tratar la rebaja del precio del barco


La jefa de Marina Mercante vendrá a Ceuta el viernes para tratar la rebaja del precio del barco

- El grupo de trabajo integrado por las dos Administraciones descarta la posibilidad de que el sector público asuma la prestación del servicio

- El Estado augura que aplicará una "reducción sustancial" en las tarifas máximas del próximo contrato de la línea de interés público, cuyos precios tope actuales superan ligeramente los 20 euros

La directora general de la Marina Mercante, Isabel Durántez, tiene previsto visitar Ceuta el próximo viernes, cuando el presidente Vivas y sus consejeros de Economía y Hacienda ya deberían estar de vuelta de su viaje a Bruselas, para presentar las conclusiones alcanzadas en el Grupo de Trabajo constituido hace un año por las dos Administraciones para intentar rebajar los precios del pasaje marítimo en la línea de interés público que conecta con Algeciras.

Dicho grupo, integrado por las consejerías de Economía y Empleo y de Sanidad y Consumo de la Ciudad, la Delegación del Gobierno, la propia Dirección General de Marina Mercante, y las autoridades portuarias de Ceuta y de la Bahía de Algeciras, llegó durante su última reunión, a finales del año pasado, a la conclusión de que "se puede contribuir a la eficacia y a la especialización de la prestación del servicio de interés público Ceuta-Algeciras procediendo a un contrato específico para esta línea" que la separará de la de Melilla, que hasta ahora se licitaban conjuntamente.

Según han explicado fuentes de toda solvencia a Ceutaldia.com en el curso de sus deliberaciones el grupo está convencido de que no es viable "una prestación directa por parte de la Administración" del servicio y de que la opción más conveniente para llegar al objetivo planteado, el abaratamiento de las tarifas, es "el mantenimiento del esquema actual que conjuga la prestación del servicio mediante un contrato de línea de interés público, que es donde tiene capacidad de intervención el Estado, con líneas en régimen de libre competencia".

A juicio de las instituciones esta mezcla "permite asegurar, siempre que se mejore la formulación del contrato fijando unas tarifas máximas, una oferta abundante y a un precio competitivo".

Pasajeros y mercancías 

Por esta vía se entiende también que se podrán respetar las líneas rojas marcadas por la Comisión Nacional de la Competencia para establecer precios máximos "solo respecto del pasaje" y bajo el principio de "intervención mínima necesaria".

Los pliegos de condiciones para el nuevo contrato, que entrará en vigor a finales de 2011, cuando concluya el vigente adjudicado a Acciona en 2006 por 48 millones de euros, contemplarán "una reducción sustancial en las tarifas", todavía no concretada públicamente, "que afectará a pasajeros y mercancías".

El contrato vigente ya obliga a Acciona a ofertar casi 20.000 plazas semanales a menos de 25 euros y cerca de 30.000 a poco más de 33 tasas incluidas y sin computar el descuento de residente en ambos casos, aunque los precios finales han llegado a superar en ocasiones los cuarenta euros. A pesar de ello no existe constancia de que a la naviera, que ha defendido que siempre ha cumplido los pliegos de condiciones, se le haya impuesto ninguna sanción por esas diferencias tarifarias.

- Conozca, íntegro, el informe de Competencia sobre las limitaciones a la imposición de precios máximos.

Lea también:

- El incomprensible mar

- Sanín reclama al Gobierno en el Senado que bajen las tarifas de la línea marítima Ceuta-Algeciras

- Marina Mercante “estima factible una reducción” de tarifas en la línea Ceuta-Algeciras

La jefa de Marina Mercante vendrá a Ceuta el viernes para tratar la rebaja del precio del barco