ESTADO DE ALARMA

Los militares se retiran de las fronteras de la Península pero seguirán en las vallas de Ceuta y Melilla

Los militares se retiran de las fronteras de la Península pero seguirán en las vallas de Ceuta y Melilla
regulares militares perímetro 3
Tropas de Regulares vigilan el perímetro. Imagen de archivo
Las Fuerzas Armadas han comenzado a retirar su refuerzo a la Policía Nacional y la Guardia Civil en la vigilancia de los puestos fronterizos de España con Francia y Portugal, pero mantendrán su presencia en los perímetros fronterizos de Ceuta y Melilla.

Las Fuerzas Armadas han comenzado a retirar su refuerzo a la Policía Nacional y la Guardia Civil en la vigilancia de los puestos fronterizos de España con Francia y Portugal, pero mantendrán su presencia en los perímetros fronterizos de Ceuta y Melilla, como medida de refuerzo ante intentos de salto de la valla, como ya ocurriera en Melilla, así como en la vigilancia de infraestructuras críticas y la seguridad de algunas centrales nucleares. 

Fue una de las misiones más celebradas en Ceuta de la Operación Balmis, colaboración que s repitió en numerosos puestos fronterizos de Pirineos en la frontera con Francia o en localidades de Galicia, Castilla y León y Extremadura colindantes con Portugal. El Ejército ha ido replegándose a medida de que se controlaba la curva de la pandemia y este lunes, según cifras de Europa Press, el número de militares en las calles es de unos 715 en 27 localidades, el número más bajo desde que se puso en marcha la Operación Balmis el 15 de marzo.

Los militares se retiran de las fronteras de la Península pero seguirán en las vallas de Ceuta y Melilla