BIBLIOTECA PÚBLICA DE CEUTA

Javier Cercas y su batalla contra la dictadura del presente

Javier Cercas y su batalla contra la dictadura del presente
Javier Cercas
Javier Cercas

Soldados de Salamina abrió una senda que Javier Cercas cerró con El Monarca de las Sombras. Una novela histórica muy personal, en el que pasado y presente, lo universal y lo íntimo se entrelazan. Porque Cercas no entiende la historia sin su relación directa, viva, con el presente. Sobre todo si ese pasado aún está caliente, lo que absurdamente llamamos memoria histórica: “El pasado del que hay memoria y testigos sigue siendo presente”.

Es solo una de las muchas lecciones y reflexiones que Javier Cercas dejó a sus lectores en su encuentro en la Biblioteca Pública de Ceuta, en la última cita de los actos del Día del Libro. Javier Cercas, escritor y periodista, declinó dar una conferencia al uso y optó por el diálogo abierto con sus lectores, "la mitad de un libro", sin rehuir ningún tema. Tampoco Cataluña, una herida personal que no cree tan diferente de lo que sucede en el resto del continente europeo, de Salvini al Brexit. Populismos que aprovechan la indignación provocada por la crisis económica de 2008, cuyo único precedente es el crack de 1929. Y avisa parafraseando a Macron: "Estamos cometiendo los mismos errores de los años 30".

Pero la literatura, su proceso de creación, la inspiración, la memoria, fueron los verdaderos ejes del encuento de los lectores con Javier Cercas en la Biblioteca Pública Adolfo Suárez. Dos horas de charla en la que el escritor y periodista desveló algunos secretos y más de una lección.

“Antes de Soldados de Salamina quería ser un escritor posmoderno, posmoderno y americano además”

“Antes de Soldados de Salamina quería ser un escritor posmoderno, posmoderno y americano además”, ironizaba Cercas resumiendo su evolución como novelista y el eje de sus siguientes novelas con una frase de Faulkner: “El pasado no está muerto, ni siquiera es pasado”. Javier Cercas, el personaje de Soldados de Salamina, trasunto del autor, descubre que la Guerra Civil, ese episodio que consideraba muerto, sin interés para el futuro, es más importants para su presente de lo que pensaba. Nuestro pasado, especialmente nuestro pasado máss doloroso, ha quedado enterrado “por la dictadura del presente” en parte “por la potencia de los medios de comunicación para los que lo que sucedió ayer es ya pasado”. Por eso, desde ‘Soldados de Salamina’, Javier Cercas libra una batalla contra la dictadura del presente.

“Escribo novelas de aventuras sobre la aventura de escribir novelas”

La aventura de escribir una novela

Si algo caracteriza la obra de Javier Cercas es su lenguaje interno, su mezcla de novela, reportaje e investigación. Un estilo que define en una frase sencilla y definitiva: “Escribo novelas de aventuras sobre la aventura de escribir novelas”. Y remata la explicación citando a uno de sus autores fetiches, Italo Calvino, que afirma que hay novelas en las que contar su proceso de creación es una obligación moral. “Y en literatura la moral es la estética”.

Sobre Cataluña: “Me han dotado de un protagonismo que no quería, pero no me voy a callar”

Activista a su pesar

Cercas es escritor y periodista. Cada quince días escribe en las páginas de El País Semanal desde donde lanzó duras críticas, como ciudadano catalán, ante “la mayor crisis que ha vivido la democracia en España”, la deriva independentista de buena parte de la sociedad de Cataluña. Un posicionamiento sin ambages que le ha valido las críticas, los reproches y los insultos de una parte del independentismo.

“Me han dotado de un protagonismo que no quería, pero no me voy a callar”, insiste, y aunque este activismo no buscado “ha tenido cosas malas, no me arrepiento”. De esa experiencia traumática, adelanta, se nutre su próxima novela, a punto de finalizarla. Una novela que promete “será radicalmente distinta y radicalmente fiel a mi mismo”.

Encuentro de los Lectores con Javier Cercas en la Biblioteca de Ceuta

Javier Cercas y su batalla contra la dictadura del presente