A FINALES DE AÑO

La incertidumbre política obliga a retrasar los Planes de Empleo

La incertidumbre política obliga a retrasar los Planes de Empleo
Brigadas del plan de empleo trabajan en la limpieza del Hacho
Brigadas del plan de empleo trabajan en la limpieza del Hacho

La segunda investidura fallida de Pedro Sánchez y la incertidumbre política de los últimos tres meses han retrasado los trámites para la puesta en marcha de los Planes de Empleo, cuyo inicio estaba previsto para el mes de septiembre, prolongando el plazo con la vista puesta a finales de año.

Los nuevos Planes de Empleo- que ocho años después vuelven a manos de la Delegación de Gobierno, tras dos legislaturas gestionados desde la Ciudad Autónoma- van a tener que nacer con fórceps.  La incertidumbre política de los últimos tres meses han retrasado los trámites para la puesta en marcha de los Planes de Empleo, cuyo inicio estaba previsto para el mes de septiembre. Pero no va a poder ser. Ni para septiembre, ni para octubre. Lo único seguro es que será para antes de final de año, plazo máximo para ejecutar los programas.

Hasta entonces, tanto en Madrid como en Ceuta prefieren esperar a que haya una estabilidad y un futuro despejado. La Unidad de Promoción y Desarrollo (UPD) está perfilada en sus cuadros técnicos pero aún no tiene el personal completo y falta acondicionar el local, que ocupará las actuales instalaciones del Área de Fomento en la zona portuaria, cuyos empleados habrán de ser trasladados. Trámites y cuestiones pendientes que hacen que la UPD no esté operativa hasta, como mínimo, hasta mediados de agosto, explican fuentes de Delegación.

Mercado Plan Empleo _2No cobrarán el SMI

Ora de las promesas de la Delegación de Gobierno se quedará, al menos de momento, en el tintero: el pago del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) a los beneficiarios de lo planes de Empleo. Promesa que no se podrá cumplir por una cuestión legal. Al regresar la gestión a manos de Delegación, ésta debe aplicar la orden ministerial de 1997 que establece los salarios de los trabajadores de los planes de Empleo en base al IPREM,  el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples es un índice empleado en España como referencia para la concesión de ayudas. Para cambiarlo tan solo haría falta otra orden ministerial, “y basta una firma de la ministra”, resumen fuentes de Delegación. Pero esa firma también debe esperar a que haya un Gobierno estable, lo que de momento, no tenemos.

La incertidumbre política obliga a retrasar los Planes de Empleo