15 AÑOS DE RETRASO

El PGOU sigue sin fecha de aprobación porque “es muy complicado”

El PGOU sigue sin fecha de aprobación porque “es muy complicado”
Jacob Hachuel
Jacob Hachuel

El Plan general de Ordenación Urbana “sigue su curso” sin plazo ni intención de fijarlo, pese a que el consejero de Fomento, Néstor García, prometió tenerlo listo para antes de que finalizara este año. Las razones de un retraso que acumula ya 15 años son, simplemente, “porque es muy complicado”.

Son las únicas explicaciones ofrecidas por el portavoz del Gobierno, Jacob Hachuel, sobre el futuro del Plan General. “El PGOU es un proyecto muy complicado, que requiere de muchos estudios porque es algo que tiene que perdurar muchos años y no es sencillo, si lo fuera ya estaría terminado”, explicó Hachuel, insistiendo en que debe hacerse minuciosamente respetando los tiempos de los técnicos “a los que no s eles puede meter prisa”. Motivo por el que Fomento, después de incumplir todos los plazos que se ha marcado en esta década y media ha resuelto no volverse a poner plazos como la mejor solución. “Siempre he dicho que los plazos los carga el diablo”, compara Hachuel, “la intención del Gobierno es solucionar los temas cuanto antes, pero la realidad es que te encuentras con determinadas dificultades que tienes que o soslayar o solucionar”, disculpó el portavoz, asegurando que cuando García marcó 2017 como límite se trataba más bien de un “deseo” no un cálculo.

Un retraso de 15 años que en una empresa privada hubiese supuesto el despido inmediato del responsable. “Hay cosas que una empresa privada podría hacer bastante más ágilmente, pero en una empresa privada uno se juega su dinero, en la empresa pública el dinero es de todos”, argumentó Jacob Hachuel.

El PGOU sigue sin fecha de aprobación porque “es muy complicado”