PANDEMIA

La Ciudad y el MEFP no descartan retrasar el inicio de curso para volver a las aulas con seguridad

La Ciudad y el MEFP no descartan retrasar el inicio de curso para volver a las aulas con seguridad
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  
La Administración local prevé publicar la próxima semana un Decreto de emergencia para contar con especialistas de Cruz Roja hasta que empiece su Plan de Empleo (previsiblemente en octubre) y el de la Delegación del Gobierno (en noviembre o diciembre), reforzar el servicio de limpieza de los colegios, contratar otro de desinfección de todos los centros educativos y comprar mascarillas e hidrogeles.

La idea de retrasar el inicio del curso, cuya actividad lectiva presencial en Ceuta debería retomarse el 10 de septiembre de acuerdo con el calendario escolar 2020-2021, se abre paso cada vez con más fuerza entre la pléyade de incógnitas por resolver para hacerlo con todas las garantías. No lo descarta el Ministerio y lo baraja como opción probable la Ciudad Autónoma, de cuyo Plan de Empleo depende la incorporación del personal sanitario reclamado por el INGESA para afrontar con seguridad el retorno a las aulas en medio de la pandemia.

Según las fuente consultadas por Ceutaldia.com el escenario más optimista no prevé la incorporación efeciva de los alrededor de 15 enfermeros (todos los que hay en las listas del paro como demandantes de empleo), más de 70 técnicos en cuidados auxiliares de enfermería y unos 45 acompañantes de alumnado con necesidades especiales que se van a contratar hasta principios de octubre.

La Administración local está preparando un Decreto de emergencia para contar con especialistas sanitarios de Cruz Roja (unos 100.000 euros al mes) hasta que empiece su Plan de Empleo y el de la Delegación del Gobierno (entre noviembre y diciembre con el personal que se encargará del programa para facilitar la conciliación con horarios de presencia en las aulas reducidos), reforzar el servicio de limpieza de los colegios (con unos 400.000 euros), contratar otro de desinfección de todos los centros educativos y comprar mascarillas e hidrogeles que, si todo marcha según lo previsto, se publicará durante la próxima semana, cuando ya solo quedarían siete días para volver a clase.

En el Ministerio de Educación consideran determinante ese Decreto como una de las claves para "despejar la ecuación" del principio de curso a la espera también de que la Consejería de Sanidad termine su protocolo común para que todos los centros sigan las mismas pautas en lo que a la organización de las entradas y salidas y la respuesta a un caso sospecho o a un positivo confirmado se refiere.

El presidente de la Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (FAMPA) de Ceuta, Mustafa Mohamed, que esta semana ha reclamado al MEFP y a la Ciudad que cuenten con las familias para preparar el curso, es partidario de posponer el regreso a las aulas "si el día 10 es imposible hacerlo con todas las garantías sanitarias mínimas exigibles".

Además de concretar el refuerzo de recursos humanos y materiales sanitarios necesario, el Ministerio también está pendiente de conocer cuál será el cupo docente de la ciudad para el próximo curso, que al margen de la evolución natural del mismo (se prevé incorporar 30 maestros y profesores más para centros como el CEIP Ciudad de Ceuta y los nuevos títulos que se implantarán en algunos institutos) podría aumentar en unos 160 efectivos (100 maestros y 60 profesores) para atender las necesidades ligadas a la crisis sanitaria por la reducción de ratios a no más de 15 estudiantes por grupo.

Incluso la organización escolar propiamente dicha genera debate al analizar si el doble turno en Infantil y Primaria (de 8.00 a 11.00 y de 12.00 a 15.00 horas) será operativo para proceder a la limpieza y desinfección de las aulas en solo 60 minutos o si convendría más extender a todos los niveles un escenario de presencialidad en días alternos como el que se planteó inicialmente para los institutos.

La Ciudad y el MEFP no descartan retrasar el inicio de curso para volver a las aulas con seguridad