DESDE GÉNOVA

Caos en el primer barco de repatriación de marroquíes: sin PCR, sin mascarillas y con positivos entre el pasaje

Caos en el primer barco de repatriación de marroquíes: sin PCR, sin mascarillas y con positivos entre el pasaje
Embarque en el Puerto de Génova de marroquíes residentes en el extranjero. Foto con la que ilustra la noticia La República
Embarque en el Puerto de Génova de marroquíes residentes en el extranjero. Foto con la que ilustra la noticia La República  

El primer barco fletado por Marruecos desde Génova para repatriar a sus nacionales se ha encontrado con problemas antes siquiera de zarpar del puerto italiano al pie de las montañas. Lo cuenta en un hilo de Twitter Othman Naciri (@othmannaciri) un marroquí residente en Francia que “felizmente” no embarcaba en ese buque, sino en el que debe salir de Francia el 20 de julio. Aunque ahora, a la vista de lo que le cuentan compatriotas que viajan desde Italia, se lo está pensando: Los pasajeros se agolpan en el puerto de Génova, sin mascarilla, la inmensa mayoría sin la prueba PCR negativa de COVID-19 que exige el Reino de Marruecos para poder embarcar e, incluso, pasajeros que han dado positivo mezclados entre el pasaje. 

“Los pasajeros, casi todos marroquíes residentes en el extranjero (MRE), se agolpan frente al barco, sin mascarillas”, narra el tuitero, “cuando, de repente, un anciano blande con orgullo su PCR: "¡Tengo una prueba! ¡Pero no puedo leerla!”. Lo que sucede a continuación es tan surrealista como aterrador. Así lo cuenta Naciri: “Todos se reúnen a su alrededor (sin mascarillas). ¡Es positivo! Estuvo en contacto cercano y con la máscara bajada debajo de la barbilla con la mitad de las personas que tienen que embarcar", se alarma.

Un par de horas más tarde, vuelve a tuitear dando el parte del anciano positivo en COVID-19 que podría haber contagiado a decenas de imprudentes curiosos. “Actualización: el hombre positivo fue atendido por una ambulancia que dejó muchos contactos que, según mi fuente en el lugar, todavía no se pusieron sus mascarillas”.

Un caos que, evidentemente, no ha hecho sino retrasar la salida del barco, que debería zarpar rumbo a Tánger, desde donde debería regresar a Sête (Francia), para una segunda salida desde el puerto francés el 20 de julio. El propio tuitero pide al Gobierno de Marruecos que aclare bien los requisitos, pues muchos viajeros, afirma, han llegado pensando que les harían la prueba en el barco.

Un caos que corroboran los medios italianos. Primocanale avisa del caos en el tráfico rodado alrededor del puerto de Génova, provocado por los controles necesarios para verificar que los pasajeros que tienen que embarcar en el ferry con destino a Marruecos llegan un certificado de que son negativos en coronavirus realizado como máximo 48 horas antes de la salida. “Muchos, sin embargo, se presentaron para abordar sin certificación y ahora las pruebas están en marcha. Una operación que lleva tiempo y ha bloqueado cualquier otra actividad”. Lo cuenta también el diario La República que explica que, pasadas las 14.00 horas, solo habían embarcado 60 vehículos y aun quedaban 500 más en la zona de embarque.

Foto Primocanale.it

Caos en el primer barco de repatriación de marroquíes: sin PCR, sin mascarillas y con positivos entre el pasaje