VISITA A LOS ROSALES

La Policía Local extremará el control de los puntos de vertido irregular de residuos más recurrentes

La Policía Local extremará el control de los puntos de vertido irregular de residuos más recurrentes
yamal dris residuos rosales
El consejero, este miércoles, junto a varios trabajadores.
El consejero de Medio Ambiente, Yamal Dris, ha visitado este miércoles la parte trasera de la antigua prisión de Los Rosales, donde Tragsa ha retirado por enésima vez de un solar más de 540 toneladas de desechos de todo tipo, algo que ha costado 65.000 euros. Las sanciones pueden alcanzar hasta el millón de euros.

El consejero de Medio Ambiente y Servicios Urbanos del Ejecutivo local, Yamal Dris, ha visitado este miércoles la parte trasera de la antigua cárcel de Los Rosales tras la "actuación integral" de limpieza y retirada de más de 540 toneladas de escombros y enseres que ha venido desarrollándose en los últimos días a través de la encomienda de gestión a TRAGSA.

Dris ha explicado que se ha tratado de una actuación de adecentamiento "de gran magnitud" teniendo en cuenta que en la zona se había creado un vertedero “incontrolado”, por lo que “desde la Consejería nos comprometimos con la barriada a limpiar y dejarla en buenas condiciones”. Del solar se han retirado alrededor de 540 toneladas de residuos de todo tipo (7.200 kilos de madera, colchones y basuras; 200 de neumáticos; 530.560 de escombros; y 5.300 de residuos férricos).

) que, tras su separación, han sido trasladados al punto limpio para su tratamiento y reciclaje.

El consejero ha aprovechado la visita para volver a realizar un llamamiento a la ciudadanía para "evitar este tipo de vertidos ilegales, que suponen tanto un considerable gasto para las arcas públicas como un grave daño medio ambiental".  De hecho, ha recordado que "cualquier ciudadano puede llevar residuos al punto limpio sin tener que pagar ningún coste y que, en el caso de los escombros, la cantidad que se abona por cada tonelada es muy reducida en comparación con lo que cuesta su retirada”.

Los Rosals_antes_después_2

Además, ha reiterado que “si no hay colaboración, será muy difícil controlar esto”, a pesar de la "permanente coordinación con la Policía Local y los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado para evitar que se vuelvan a generar este tipo de vertederos", por los que se tramitan asiduamente multas ("la última, de 3.000 euros") que pueden llegar a "un millón" en función de la tipificación de su gravedad. El consejero ha asegurado que ha instado a la Policía Local a extremar el control a través de su Grupo Operativo Administrativo (GOA).

La Policía Local extremará el control de los puntos de vertido irregular de residuos más recurrentes