Septem Nostra vincula los últimos vertidos de fuel al afán de las petrolíferas por ahorrar costes

Septem Nostra vincula los últimos vertidos de fuel al afán de las petrolíferas por ahorrar costes
Un ave, manchada de fuel tras los vertidos.
Un ave, manchada de fuel tras los vertidos.

- La asociación conservacionista cree que los escapes han sido causados por "una falta de atención a las labores de mantenimiento de las instalaciones de CEPSA, que ha conllevado la rotura de dos tuberías y la fisura en un tanque"

- Los ecologistas tildan de "escandalosas" las "carencias de inspección" por parte de la Administración


La asociación conservacionista Septem Nostra ha reclamado este jueves "transparencia" en el ejercicio de la acción política "para averiguar cuál es el estado real de todas las instalaciones de las empresas que en Ceuta manejan sustancias peligrosas". "Tenemos la impresión, fundada en nuestras investigaciones", ha alertado en un comunicado remitido al conjunto de los medios a primera hora de la mañana, "que las carencias son importantes y no vamos a parar hasta que se sepa la verdad, se solucionen estas deficiencias y depuren responsabilidades".

"Estamos ante una situación posiblemente causada por una falta de atención a las labores de mantenimiento de las instalaciones de CEPSA, que ha conllevado la rotura de dos tuberías y la fisura en un tanque", entienden los ecologistas, que no se explican cómo una tubería de Ibarrola en desuso y con 30 años de antigüedad todavía contuviese fuel. "Es normal que la administración no haya querido informar de este episodio, pues la conclusión sobre las carencias de inspección y mantenimiento resultaría escandalosa", ha denunciado.

También aprecian "la clara evidencia de un modelo económico enfrentado a la conservación medioambiental". "Los beneficios obtenidos en estos años por las empresas petrolíferas se han hecho, es evidente, a costa de rebajar los costes de mantenimiento y conservación de sus instalaciones y equipos, la única manera de competir en un mercado altamente competitivo y con una abierta guerra de precios", diagnostica la asociación, que ha recordado que ya advirtió "del incremento paralelo de los riesgos ambientales que conllevaba el bunkering, aunque siempre se nos dijo que se habían extremado las medidas de control e inspección para minimizar estos riesgos".

"Ahora sabemos que esto no era verdad y que en meses de dos meses se han roto dos tuberías, un tanque de fuel está fisurado, y posiblemente lo estuviera desde hace muchos años, y que una gabarra cargada de fuel se ha averiado pudiendo haber causado un desastre medioambiental de enorme trascendencia y gravedad", ha resumido.

Informes oficiales

Tras la lectura de los informes oficiales de la Autoridad Portuaria y la Capitanía Marítima que han recibido sobre los vertidos de fuel en el litoral de Ceuta registrados durante los dos últimos meses, los responsables de la asociación han criticado que "la información básicamente consiste en los informes sucintos que se hacían, casi a diario, sobre la situación de los vertidos, así como sobre las conclusiones de las reuniones de coordinación que se han venido celebrando en la Delegación del Gobierno desde el principio de estos episodios de contaminación".

"La coincidencia, por tanto, en cuanto al contenido de los informes y sus conclusiones es casi absoluta, aunque la precisión de los datos que aportan es distinta y complementaria", ha señalado Septem Nostra.

El 'pico' de la crisis se vivió "a mediados del mes de diciembre". El día 19, la Autoridad Portuaria reconoció que "después de practicar una zanja de 3 metros de anchura y cuatro de profundidad" constató que la contaminación estaba situada "en una zona inaccesible, desde el punto de fuga hasta la escollera exterior bajo la cimentación del espaldón".

"No es posible acometer trabajos de limpieza más que desde la zona exterior del dique…Mientras la contaminación de hidrocarburo permanezca en la zona permeable de escollera va a estar sometido a la acción del oleaje y, por tanto, con el reflujo de la marea va a seguir arrastrándose fuel hacia el mar", señaló sin una idea exacta de las dimensiones de la bolsa de fuel que podría haberse generado bajo el espaldón.

Tras realizar varias catas, Capitanía Marítima, el 12 de enero, concluyó que la mancha tendría unas dimensiones de 40 metros de diámetro, lo que a juicio de los ecologistas "da idea de la importante magnitud del fuel acumulado". Para contener la salida del fuel de esta bolsa hacia el mar se propuso desde la Autoridad Portuaria el sellado con hormigón de la escollera, solución que no contó con el apoyo de Capitanía Marítima, que confiaba en la limpieza de la zona por el propio efecto del oleaje.

"Al final lo que se decidió fue ampliar el número de zanjas y realizar perforaciones para extraer mediante succión todo el fuel localizado bajo el muelle, mientras que el fuel, como era previsible, ha salido y sigue saliendo hacia el mar", ha explicado Septem Nostra, que ha reseñado que "llama la atención que el órgano de coordinación no informara de la gravedad del problema y de la imposibilidad de evitar la salida de fuel hacia el mar".

También es "llamativo" que "cuando todavía estaban viendo cómo solucionar la rotura de la tubería en el muelle de Poniente, el 23 de diciembre a las 9.30 horas se recibió en la Delegación del Gobierno una llamada desde la compañía CEPSA advirtiendo de una fisura en uno de sus tanques". "Con dos frentes abiertos", recuerda la asociación, "el asunto se complicó: la prioridad pasó a ser, según se desprende del contenido de los informes, evitar que el fuel del tanque llegase al mar a través del tunel de salida de aguas pluviales".

El problema de la factoría de CEPSA

Sobre este asunto Septem Nostra ha averiguado que la cubeta de seguridad que rodea a los tanques de CEPSA en la Playa Benitez "no tiene suficiente capacidad para mantener el contenido de estos tanques: una medida de seguridad básica que ha sido desatendida por la empresa y permitida por los organismos de inspección". Además, "para agravar el problema", estas cubetas "no cuentan con una red separativa de aguas pluviales y del fuel que puede llegar a acumularse en las mismas, lo que ha complicado y agravado el problema que se ha presentado en la planta de CEPSA".

Buena parte de los esfuerzos de las administraciones, según los informes, ha consistido en "evitar que el agua de la lluvia arrastrara restos de hidrocarburo para el mar a través del canal de evacuación de aguas pluviales". Para evitarlo, ACEMSA ha tenido que "improvisar" un sistema de encauzamiento de las aguas contaminadas hacia unas cubas habilitadas para tal efecto. El volumen de agua contaminada ha sido "muy elevado" y ahora queda "el problema de su descontaminación", algo que "se hubiera evitado con unas cubetas bien dimensionadas y un sistema de separación de las aguas pluviales".

La asociación va a ampliar su solicitud de información al Servicio de Industria de la Ciudad Autónoma requiriendo que le informen de si se han llevado a cabo las inspecciones de las instalaciones petrolíferas como Organismo de Control Autorizado (OCA), "que son perceptivas cada cinco años". De igual modo, va a solicitar a la Dirección General de Transporte de la Ciudad que remita "el resumen anual de las operaciones de carga y descarga de hidrocarburos que deben realizar y firmar un Consejero de Seguridad autorizado".

Septem Nostra también ha descubierto que el 29 de enero se recogió en un acta de inspección la aparición de una rotura en otra tubería "a finales del pasado año". Desde el 21 de enero, cuando quedó desactivado el plan nacional, la convocatoria del órgano de coordinación a quedado en manos de la ciudad, que hasta ahora no ha hecho uso de esa facultad.

Lea también:

- Caballas propondrá al Pleno emprender una demanda penal por los vertidos de CEPSA

- Cepsa encarga a dos empresas especializadas un Plan de Actuación sobre los vertidos de fuel causados

- UPyD alerta de que el "desastre medioambiental" por los vertidos de fuel es mayor de lo reconocido

- CEPSA evita dar explicaciones sobre la causa de los vertidos de fuel en el puerto y Benítez

- Caballas pide a la Ciudad que explique cómo ha respondido ante los vertidos de fuel

- CEPSA volverá a suministrar combustible en el puerto tras los vertidos producidos el último mes

- Septem Nostra denuncia a la Fiscalía los últimos vertidos de fuel por posible delito medioambiental

- El nivel del Plan Marítimo Nacional, rebajado a cero una vez controlado el último vertido de fuel

- La Ciudad "no descarta" imputar un presunto delito ecológico a CEPSA por los vertidos de fuel

- Ceuta activa el Plan Marítimo Nacional tras detectar otro escape de fuel de CEPSA en Benítez

- La Autoridad Portuaria asegura que ya no se aprecian resto de hidrocarburos en la lámina de agua

Septem Nostra exige a las autoridades que hagan pagar a CEPSA por el vertido de hidrocarburos

- Una tubería de CEPSA, posible fuente del vertido de hidrocarburos detectado desde el pasado lunes

- Vuelve a aparecer otro vertido de fuel en aguas de la Bahía Norte

- Ali exigirá a la Delegación una investigación sobre el origen del fuel aparecido en el litoral

- Caballas denuncia la aparición de restos de fuel en el agua y las playas de la Bahía Norte

Septem Nostra vincula los últimos vertidos de fuel al afán de las petrolíferas por ahorrar costes