PLAN ECONÓMICO-FINANCIERO

La Ciudad prevé cumplir sin recortes en 2020 y 2021 la Regla de Gasto que vulneró en 2019 en 28,1 millones

La Ciudad prevé cumplir sin recortes en 2020 y 2021 la Regla de Gasto que vulneró en 2019 en 28,1 millones
Imagen de archivo.
Imagen de archivo.  

El Gobierno de Ceuta se 'coló' el año pasado en sus gastos 28,1 millones por encima de la Regla de Gasto que el Estado impuso en 2012 a todas las Administraciones. La consejera de Hacienda, KIssy Chandiramani, va a presentar este mes al Pleno un Plan Económico-Financiero para “garantizar" su cumplimiento este año y el próximo y el documento prevé poder cumplir con esa obligación sin recortes, ya que el desliz de 2019 se atribuye a "una mayor ejecución de las cuentas aprobadas y por la falta de reconocimiento de subvenciones para financiar gastos incurridos con respecto a ejercicios anteriores”.

La propuesta no contempla la adopción de ninguna "medida específica" de no disponibilidad o racionalización del sector público porque “con la simulación efectuada de la liquidación de 2020 se da por hecho que, ante los nuevos acontecimientos producidos por la pandemia y las nuevas transferencias por parte del Estado y la Unión Europea, la propia ejecución del presupuesto permitirá cumplir”.

La Ciudad sí salvó los muebles en 2019 en términos de "estabilidad (la Administración se encontraba en situación de superávit) y de endeudamiento (“había seguido su senda descendente hasta alcanzar el 72,88% sobre los ingresos ordinarios”), pero con los gastos se pasó al incurrir en cifras superiores a las de 2018 en un porcentaje más alto que el establecido por el Gobierno de la Nación, que coincide con la tasa de crecimiento de la economía española para ese periodo (2,7%).

Según los informes de la Intervención, las razones del incumplimiento “consisten fundamentalmente en un incremento relevante de la inversión, en un aumento (en menor porcentaje del capítulo de gastos corrientes) y en la falta de alguna de las transferencias corrientes por parte de la Administración General del Estado”.

Uno de los factores que motivó el resbalón fue la falta de pago de los 7,2 millones de los convenios del hecho fronterizo y la desalación (“mientras el gasto se ejecutó al igual que en años anteriores, no se pudo realizar el ajuste de ejercicios precedentes de menor gasto al no estar financiado con una subvención finalista”, advierten los técnicos en su diagnóstico), que supuestamente volverán a percibirse este verano. 

Los técnicos han situado en un total de 28,1 millones el incumplimiento de la Regla de Gasto en el que se incurrió respecto al límite de los empleos no financieros. Ello se atribuye, “con carácter general”, a “una mayor ejecución del presupuesto consolidado de la Ciudad, aprobado con sus correspondientes modificaciones presupuestarias, tanto a nivel individual como del resto de entidades que integran la entidad local, con respecto al porcentaje de ejecución de ejercicios anteriores, a efectos del cálculo de la norma”.

Inversiones, gasto corriente, personal...

También a “el incremento del esfuerzo inversor respecto a ejercicios anteriores, lo que ha afectado directamente al gasto computable”. Concretamente la Ciudad ejecutó unos 10,6 millones de euros más con respecto al año económico 2018. Igualmente se ha constatado un aumento de las obligaciones reconocidas en el capítulo de Gasto Corriente, fundamentalmente debido a tres causas. Por un lado, al incremento de los cánones, derivado del acuerdo para la cancelación de la deuda con la Autoridad Portuaria por importe aproximado de 950.000 euros.

Por otro, a la evolución al alza de las obligaciones reconocidas para los servicios de limpieza pública viaria en 2019 con respecto al ejercicio anterior en unos 3,3 millones de euros “debido a que en el año 2018 se realizaron detracciones en las facturas, con lo cual el gasto anual disminuyó en esa cantidad”. Además se ha identificado también un incremento del gasto dedicado al mantenimiento de los Centros de Menores que Intervención cuantifica en 1,8 millones y que achaca a que “se ha multiplicado por dos el número de menores no acompañados” atendidos por la Ciudad.

El desembolso Personal también creció el año pasado con respecto al ejercicio 2018 “por la subida realizada en base a lo establecido en la Ley de Presupuestos”, aunque dicha evolución no es evidente netamente “al figurar dentro del capítulo I el gasto correspondiente al Plan de Empleo y haber disminuido el mismo en 2019 en unos 3 millones de euros. Ello “enmascara” el gasto total, mientras que el importe de las subvenciones finalistas (menor gasto de cara al cálculo de la Regla de Gasto) disminuyó con respecto a 2018.

La Ciudad prevé cumplir sin recortes en 2020 y 2021 la Regla de Gasto que vulneró en 2019 en 28,1 millones