Vivas pasa por Lisboa para hablar de las migraciones sin mencionar siquiera la tragedia del Tarajal

Vivas pasa por Lisboa para hablar de las migraciones sin mencionar siquiera la tragedia del Tarajal
Vivas, junto a la presidenta de la Asamblea de la República de Portugal, Maria da Assunção.

- El presidente de la Ciudad ha intervenido este martes ante la Mesa ampliada de la Asamblea Parlamentaria de la Unión para el Mediterráneo

- "Ante el drama de quienes huyen de la miseria, el hambre, la guerra o la persecución", dice, "la reacción característica de los ceutíes, de las instituciones públicas, de la sociedad civil, y de los cuerpos de seguridad es de comprensión"


El presidente de la Ciudad, Juan Vivas, ha estado este martes en Lisboa, adonde se ha desplazado desde Madrid al frente de una comitiva de la que también ha formado parte Francisco Márquez, para intervenir en la reunión de la Mesa y de la Mesa ampliada de la Asamblea Parlamentaria de la Unión para el Mediterráneo (AP-UpM), que en la actualidad preside Portugal.

El país luso propuso el tema de las migraciones como asunto a tratar y el político caballa ha asistido a ese encuentro como orador invitado por la presidenta de la Asamblea de la República de Portugal, Maria da Assunção Esteves, quien ahora, además, preside, la Mesa de la AP-UpM.

La AP-UpM es un órgano que proporciona un marco para la cooperación multilateral entre los representantes electos de la Unión Europea (UE) y sus países socios del sur del Mediterráneo, y su Mesa, estructura que se reúne por primera vez desde que en febrero Portugal asumió su Presidencia, se ocupa de la coordinación de la labor de la Asamblea.

"Es una enorme satisfacción estar en esta espléndida, atractiva y prodigiosa ciudad de Lisboa, donde reside una parte esencial de las raíces y fundamentos de Ceuta", ha destacado Vivas, que durante su intervención ha puesto de relieve que "ante el drama de quienes huyen de la miseria, el hambre, la guerra o la persecución, atravesando mares y desiertos, padeciendo penalidades, y jugándose la vida en el intento, la reacción característica de los ceutíes, de las instituciones públicas, de la sociedad civil, y de los cuerpos de seguridad es de comprensión, compasión, solidaridad y actitud humanitaria, como debe ser".

"Solidaridad; compasión; asistencia humanitaria a cualquier persona por el simple hecho de serlo, venga de donde venga", ha resumido el ceutí: "Sentimientos y actitudes a las que, como personas y como sociedad, no podemos renunciar, pero que considero no son incompatibles", ha enlazado, "con otro principio asimismo fundamental para nuestro modelo de convivencia: el imperio de la ley, también en materia de inmigración y de fronteras".

"Reconocimiento" a Marruecos

El presidente ha tenido tiempo para hacer un "reconocimiento" a Marruecos, "sin cuyo concurso y colaboración, la eficacia en la contención estaría seriamente comprometida". "Por tanto, rotunda acreditación", ha resumido, "de que la inmigración irregular, su necesaria contención, y las servidumbres que ello acarrea, no pueden ser, dentro de la casa común, asuntos ni condicionantes que conciernan exclusivamente a Ceuta, a Melilla, a Sicilia, a Lampedusa, o a los países de tránsito; tienen que ser, y son, asuntos de todos".

Para Vivas, que no ha mencionado ni una sola vez la tragedia del pasado 6 de febrero, "el reto que supone afrontar el fenómeno de la inmigración no puede, no debe, generar dudas acerca de la validez de los principios y valores que sustentan el edificio de la convivencia democrática y de la defensa, sin fisuras, de la dignidad de la persona y de los derechos humanos; todo lo contrario, el reto debe incentivar la afirmación y fortalecimiento de los referidos valores, principios y convicciones".

- Lea, íntegra, la intervención del presidente de la Ciudad en Lisboa

Vivas pasa por Lisboa para hablar de las migraciones sin mencionar siquiera la tragedia del Tarajal