PANDEMIA

Vivas pide "prudencia" en Navidad y dice que aplicará las restricciones que propongan los técnicos

Vivas pide "prudencia" en Navidad y dice que aplicará las restricciones que propongan los técnicos
El presidente de la Ciudad, Juan Vivas, en la Sala de Prensa del Palacio autonómico.
El presidente de la Ciudad, Juan Vivas, en la Sala de Prensa del Palacio autonómico.
El presidente augura que, si la evolución favorable de la pandemia no se tuerce, no se aplicará el adelanto del cierre de la actividad no esencial a las 20.00 horas y adelanta que la Consejería de Sanidad elaborará un protocolo específico sobre cómo celebrar las fiestas de fin de año en Ceuta en función de lo que establezca el Consejo Interterritorial de Salud y los expertos locales. La exigencia de pruebas previas para venir a Ceuta "no es legal".

El presidente de la Ciudad, Juan Vivas, ha pedido este martes a la ciudadanía "prudencia y responsabilidad" en Navidad para no alimentar una tercera oleada de la COVID-19 en enero y febrero y ha adelantado que, en función de las directrices generales que el Consejo Interterritorial de Salud dé para el conjunto de España (no más de seis personas por reunión y 'toque de queda' en Nochebuena y Nochevieja de 1.00 a 6.00 horas), la Consejería de Sanidad elaborará "un protocolo específico" con "los mecanismos necesario para su cumplimiento" de acuerdo con la evolución de los indicadores de riesgo de la pandemia durante las próximas semanas y atendiendo siempre a "las recomendaciones del Comité Técnico que nos asesora".

"Hay que evitar que las Navidades se conviertan en un factor de riesgo que perjudique gravemente la evolución de la pandemia los próximos meses: nosotros hemos procurado respetar siempre el criterio técnico y también vamos a hacerlo para Navidad", ha apuntado el líder del Ejecutivo local en una comparecencia ante los medios.

A los expertos someterá, por ejemplo, la petición de que toda persona que venga a Ceuta deba hacerlo con una prueba PCR o un test de antígenos negativo previo, aunque no cree que sea legalmente factible "imponer un requisito adicional como venir con una prueba diagnóstica previa a quien puede circular entre regiones por causas de fuerza mayor como necesidades de índole sanitaria, laboral o acudir al hogar familiar".

El presidente sí ha abierto la puerta a limitaciones extraordinarias de horarios, reuniones o actividades durante las fiestas de fin de año. Para hacerlo considera determinante que el TSJA aclare si tiene o no que ratificar decretos como el que se le trasladó la semana pasada para cerrar la actividad no esencial a las 20.00 horas, una decisión que ya le parece fuera de contexto por haberse planteado cuando la coyuntura epidemiológica era mucho peor que ahora y que por tanto, presumiblemente, nunca se implementará si la curva de contagios no vuelve a aumentar.

"Estamos a las puertas de la Navidad y todos sabemos que serán distintas en las formas, pero no en su espíritu y su esencia: serán relevantes y nos pondrán a prueba en nuestra capacidad para vivir su espíritu de ilusión, esperanza y manifestación de amor, su interpretación universal", ha reflexionado Vivas, quien ha remarcado que "no hay que perder la confianza en que esta batalla la vamos a ganar, que vamos a ganar la guerra al virus, nuestro principal y único enemigo".

Las compras, en Ceuta "por solidaridad"

"El amor es la vida y debe estar al servicio de esta, por lo que el mejor servicio que le podemos prestar es renunciar a ciertas cosas que hemos venido haciendo, renunciar a ciertas reuniones y encuentros, evitar los aforos, respetar las medidas sanitarias… Esta es la mejor manera de servir al espíritu de amor que representa la Navidad", ha concluido antes de llamar a los ceutíes a que también practiquen la "solidaridad" haciendo sus compras de esta época en los comercios de la ciudad.

En relación a la quejas del sector económico por algunas de las limitaciones impuestas ha aseverado que las restricciones sanitarias “tienen efectos colaterales” y ha asegurado que le “duele” tener que adoptarlas con los daños que causan al tejido productivo, pymes, autónomos y en términos de empleo, pero “es lo que hay que hacer”.

“Es mi obligación y asumo mi responsabilidad porque entre los contagiados de hoy están los fallecidos de mañana”, ha señalado, aunque se ha mostrado de paliarlas desde “la institución”, como ha hecho el Pleno con sendos acuerdos unánimes para modificar el Presupuesto 2020 de la Ciudad.

Vivas pide "prudencia" en Navidad y dice que aplicará las restricciones que propongan los técnicos