DÍA INTERNACIONAL

Búscome denuncia que el Plan de Salud no está adaptado a la perspectiva de género

Búscome denuncia que el Plan de Salud no está adaptado a la perspectiva de género
Una paraticipante en la carrera contra el Cáncer./archivo
Una paraticipante en la carrera contra el Cáncer./archivo  

La Asociación Búscome que lidera, Sandra López, ha aprovechado la efeméride del Día Internacional de Acción por la Salud de la Mujer para repasar lo mucho que queda por hacer al respecto y de paso denunciar que en Ceuta, el Plan de Salud “no está adaptado ni cumple la perspectiva de género”.

Entre otras razones, aduce Búscome que “no hay un Centro de Salud para la Mujer como en todos los territorios, que no se hacen campañas de prevención de embarazo no deseados, y que sigue existiendo grandes desventajas a la hora de que una mujer decida interrumpir el embarazo porque en Ceuta no existe nadie que lo practique, afectando esto a la igualdad territorial. Por tanto, tenemos que aunar esfuerzos para poner soluciones y no poner a las mujeres en riesgo por culpa de un sistema que no está concienciado con esta desigualdad”.

Búscome ha recordado que a pesar de los avances globales, “todavía hay países donde las mujeres no tienen acceso a los servicios sanitarios y tienen que luchar contra barreras culturales, religiosas y familiares. Tenemos países donde la esperanza de vida de las mujeres no alcanza los 48 años, países donde a las niñas se les practica la ablación del clítoris, países donde millones de mujeres y niñas son objetivo de venganza y rehenes en todos los conflictos bélicos. No podemos asentir que sigamos denunciando que miles de mujeres siguen muriendo por causas competidas con el parto y el embarazo, o por abortos inseguros y clandestinos, algo a lo que también nos ha llevado el Partido Popular en España con su reforma del aborto”.

“Las desigualdades de género impactan gravemente en la salud de las mujeres y en las niñas, por lo que requieren una atención muy importante. Por otro lado, se siguen asesinando a mujeres y las que sobreviven arrastran secuelas físicas y psicológicas que repercuten en trastornos del sistema nervioso, digestivo, ginecológico y en diferentes síndromes, que no dejan que se visibilicen ni que se aborden como un problema de salud pública”, ha repasado Búscome.

“A las mujeres se les sigue limitando su capacidad de decisión respecto a la vida sexual y reproductora poniendo dificultades para acceder a determinados servicios públicos como la anticoncepción y la interrupción voluntaria del embarazo, además de los tratamientos de reproducción asistida cuando no tienen a un hombre como pareja”, ha añadido Búscome.

Búscome denuncia que el Plan de Salud no está adaptado a la perspectiva de género